El aborto se convierte en un tema tabú en Meta

El aborto se convierte en un tema totalmente tabú en Workplace, la red social de los empleados de Meta.

Meta, la empresa de Facebook, no quiere problemas ni polémicas. Para evitarlo, parece que un ejecutivo de la empresa ha comunicado a sus empleados que no deberían hablar sobre el aborto en la red social interna que usan los trabajadores. Se trata de Workplace, la que se trata de la versión interna y privada de Facebook para empleados de la empresa.

El motivo de evitar el tema del aborto es para no tener problemas y que, en palabras literales, no se relacione Meta con “un entorno de trabajo hostil”. Pero lo cierto es que el tabú sobre el aborto viene de lejos. Ya en el año 2019 se introdujo en las políticas de la empresa una mención a cómo se debía evitar este tema, especialmente cualquier tipo de debate u opinión que pudiera generar controversia. En ese momento ya se dejaba claro que no se iban a valorar posiciones y que no se tolerarían mensajes tanto si tuvieran la razón como si no.

En esa misma cláusula de los aspectos a los que se comprometen los empleados de Meta, se hacía mención a que tampoco están tolerados los comentarios y debates relacionados con la religión, con puntos de vista políticos o con aspectos humanitarios. Lo único que está permitido en este sentido son conversaciones relacionadas con el aborto siempre y cuando se realicen en pequeños grupos. De todas formas, esto no implica que se pueda hablar de ello en Workplace. En esta red social, los comentarios relacionados con el aborto son borrados prácticamente de inmediato.

Dicen algunos de los empleados que trabajan en Meta que la empresa de Facebook se está tomando muy en serio todo lo relacionado con el aborto. Ponen el ejemplo de cómo otros temas sensibles, como los derechos transgéneros, la inmigración o el movimiento Black Lives Matter, también son mirados con recelo, pero que, al menos, pueden ser comentados en Workplace. En el caso del aborto, no hay ningún tipo de nivel de tolerancia dentro de la mencionada red social.

Pero, a diferencia de los empleados de otras empresas, los trabajadores de Meta sí que tienen autorización para hablar del aborto de una manera pública. Es decir, pueden publicar lo que quieran en Facebook, Instagram o cualquier otra red social. Claro está, en esos casos la publicación será aireada públicamente, por lo que seguro que quienes las hagan se tomarán muy en serio lo que publican para no llegar a meterse en el ojo del huracán. En otras empresas tecnológicas la situación es distinta, ya que los temas sensibles no se pueden discutir ni siquiera de forma pública en redes sociales.

El motivo por el cual el aborto está en los pensamientos de los directivos de Meta es la situación legal en la que se encuentra en Estados Unidos. Recientemente se puso en movimiento un proceso por el cual es posible que lleguen a cambiar los derechos del aborto que tienen las mujeres norteamericanas. Esto ha hecho que el aborto se transforme en el tema del momento, en el elemento más debatido y que suele llegar a provocar unas discusiones más acaloradas entre quienes comentan el tema.

El cambio del que se habla y que supondría una modificación de lo que ha ocurrido en Estados Unidos en las últimas décadas es la supresión de la decisión del caso Roe v. Wade de 1973. El caso ponía en escena a Jane Roe, una mujer que, en 1969, se quedó embarazada por tercera vez. No quería tener el hijo, pero vivía en Texas, donde era ilegal que abortara. El caso se elevó a las máximas instancias y acabó por favoreciendo la situación de Roe, más conocida como Norma McCorvey en su nombre real. Lo cierto es que, para cuando el veredicto le dio la razón, su hija ya había nacido y la había dado en adopción.

Con el paso de los años se descubrió que Norma recibió dinero por parte de grupos que la querían utilizar para hacer campaña contra el aborto, causa a la que dedicó parte de su vida. Poco antes de fallecer, en 2017, confesó que seguía estando a favor del aborto y que se vio obligada a aceptar el dinero debido a la situación personal por la que pasaba. No fueron pocos los momentos en los que Norma se encontró ante dificultades. Ahora la ley vuelve a poner de manifiesto todo lo relacionado con el aborto y no hay una figura como ella sobre la que giren todos los alegatos.

También es cierto que vivimos en otra época y que ahora las voces de las personas que se ven afectadas se escuchan muchísimo más. Solo hay que ver que las manifestaciones a favor del aborto están llenando titulares en la prensa norteamericana y demostrando que la sociedad no está dispuesta a volver a los tiempos en los que no tenían derecho sobre sus cuerpos y embarazos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...