Grave crisis alimentaria y nutricional en Sahel

El territorio del Sahel (pronunciado ‘Sajel’ como ‘Sájara’ para Sáhara), es una región geográfica del continente África. Incluye los países de Burkina Faso, Chad, Mali, Mauritania, Níger, Camerún, Nigeria y Senegal. En los últimos meses está sufriendo una crisis alimentaria y nutricional con graves consecuencias para su población. Por ello, UNICEF ha iniciado su campaña ‘#SahelNOW: Da la alarma’ que tiene como objetivo mejorar la situación de los niños que habitan en la región y reducir la elevada tasa de mortalidad infantil (645.000 al año).

Sahel

Desgraciadamente los niños son los más vulnerables y afectados por esta crisis alimentaria y nutricional

Esta región ha sufrido duras sequías muy seguidas. La primera fue en 2005, después 2010 y ahora en 2012 también. Según los datos de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) de las Naciones Unidas, hay 15 millones de personas afectadas por esta crisis.

Pero además estamos hablando de una zona muy insegura, y todo esto lleva a muchas familias a vivir en una situación de peligro y con los niños en especial vulnerabilidad. Y es que es un territorio de encuentro de rebeliones armadas, narcotraficantes y terroristas, pero la situación política no ayuda en absoluto. El marzo pasado se produjo un golpe de Estado en Mali, que desató la rebelión de los rebeldes tuaregs en el norte y una ola de secuestros muy importante. Además, muchas personas se vieron obligadas a desplazarse, en concreto más de 200.000.

Y además hay que sumarle la crisis alimentaria. Según los datos de la UNICEF, de continuar así, podrían fallecer al menos 1 millón de menores (1’5 en el caso más extremo, en el peor de los escenarios). Y la desnutrición se debe, en una parte muy importante, a la sequía, ya que la poca lluvia ha perjudicado mucho las cosechas y los cultivos. Son muchas las personas que han empezado a desplazarse en busca de alimentos, poniendo en peligro la integridad física de los niños y su educación. La desnutrición es una de las causas más importantes de mortalidad infantil, el 35% de las muertes están provocadas por ella.

Ante esta realidad, UNICEF destina parte de sus recursos para proteger los niños y niñas de la región. En primer lugar, para intentar movilizar el máximo de personas posibles y obtener recursos económicos, se utiliza la figura pública de David Bisbal que se suma a la campaña de una forma muy peculiar: entre el 16 y el 25 de abril subastará en eBay uno de sus rizos con una foto suya firmada.

Pero UNICEF actuará por fases para solucionar la crisis actual, para evitar la hambruna crónica que se sufre en Sahel a largo plazo. Para empezar, aportando una batería de suministros en el terreno para poder cubrir al menos los seis primeros meses. También ha enviado nutricionistas, especialistas en emergencias, logística y personal de seguridad. Se pretende proteger el máximo de niños, del millón en total afectado. El año pasado, se trataron 587.000 en estado de desnutrición grave del total de 872.000 y en 2012 se quiere mejorar esta cifra.

Foto: IICD en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...