La importancia de tener a mano un correo Gmail

Aunque prefiramos usar el correo corporativo, es recomendable que siempre tengamos disponible una cuenta de Gmail.

Escribimos esto desde el punto de vista de la experiencia que te proporciona el haber visto nacer Internet y los servicios de correo electrónico. En otros tiempos, los usuarios se dividían entre elegir si su cuenta de correo sería de Hotmail o de Yahoo. También solían tener éxito las que proporcionaban los propios servicios de Internet, como Movistar. Hoy día, no obstante, la principal fuerza del mercado del correo electrónico es la que representa Gmail, el email de Google.

Aún así, para quienes hemos crecido y madurado con Internet y el uso del correo electrónico, lo que nos gusta es tenerlo controlado de una forma personal y privada. Eso significa usar el correo electrónico corporativo, el de nuestra empresa o puesto de trabajo, ese que tiene el nombre de la entidad después de la arroba y que se encuentra alojado en servidores privados.

Es algo que nos proporciona mejor feeling en general. A los webmasters también les gusta, sobre todo si tienen una página web principal que es en la que vuelcan todo su tiempo. Pero, en momentos concretos, podemos ver cómo cualquier alternativa al uso de un correo electrónico gratuito como Gmail se convierte en una opción que nos puede dejar en la estacada.

Por ejemplo, un caso concreto ha sido el del incendio que se produjo semanas atrás en una de las granjas de servidores que tiene el proveedor de servicios de Internet, como dominios y alojamiento, OVH. El fuego quemó servidores, acabó con bases de datos e hizo estragos durante días. Por mucho que el servidor en el que estuviera tu correo electrónico no se quemara, muchos de los demás se vieron afectados y se tuvieron que desconectar durante un periodo de tiempo. ¿Y qué pasó con el correo electrónico durante ese tiempo? En el mejor de los casos, tu empresa o responsable de servidor ya tenía un plan B pensado para este tipo de casos.

Pero salvo que seáis una gran empresa, lo más posible es que este incendio implicara que no tendríais acceso a vuestro correo electrónico durante un elevado periodo de tiempo. Y sabemos que, lamentablemente, sin correo electrónico no es que podamos hacer demasiado, sobre todo si trabajamos en Internet. Por lo lo que, lo que tuvimos que hacer, fue recurrir a Gmail.

Eso nos ha hecho ver la importancia de tener siempre a mano una cuenta de correo del servicio de Google, que continúa ofreciendo rapidez y eficacia. No es que el correo de Google sea una opción por la que sintamos mucho interés, pero es imposible no ver lo que tenemos delante. Por ello, si soléis comunicaros con email y es una herramienta habitual de vuestro día a día, os recomendamos que tengáis pensado si no sería conveniente confiar en un soporte de Gmail. Aunque sea, como poco, por si las moscas.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...