España cierra 2014 con 250.000 parados menos

Un cuarto de millón de desempleados abandonaron las listas del paro al tiempo que la afiliación a la Seguridad Social sumó 417.000 nuevos cotizantes.

paro

Aunque se daba por sentado (algo que podría haber sido contraproducente) España creó empleo durante el último mes del año y cerró 2014 con 253.627 parados menos de los que había el anterior mes de enero. Ello ha sido posible gracias a un último ‘empujón’ de la contratación con motivo de la campaña navideña, que permitió que 64.405 personas abandonaran las listas del paro, un significativo descenso del 1,4% que convierte a este mes en el segundo mejor diciembre desde 1996.

Con todo, el dato del último mes no ha sido tan espectacular como esperaban algunas fuentes gubernamentales, que creían que la bajada del paro se aproximaría algo más a la histórica cifra del año pasado. Recordemos que en 2013 se vivió el mejor diciembre de la serie histórica con 107.570 desempleados menos, hito que colocaba el listón muy alto. En cualquier caso, España creó empleo por vez primera desde 2007, acabando con un luctuoso periodo de seis ejercicios en los que se destruyeron en torno a tres millones de puestos de trabajo.

La Seguridad Social también se dio su primer respiro en siete años al anotarse un incremento de la afiliación de 417.574 personas, lo que supone un crecimiento del 2,55% en comparación con 2013. Con todo, la euforia de los datos no puede esconder las distintas dudas que persisten todavía en el mercado laboral español. No en vano, la dependencia del componente estacional, esto es, de la contratación motivada exclusivamente por factores temporales (campañas de verano y Navidad) es importante, a pesar de lo cual el paro también ha caído en términos desestacionalizados.

También genera cierta incertidumbre la procedencia del empleo creado. El 40% de los nuevos contratos provienen del sector de la construcción, a pesar de que este sector supusiera a comienzos de año tan solo el 14% de los desempleados. Lógicamente, este hecho puede deberse a personas que no se dedicaban a la construcción hayan pasado a desempeñar algún trabajo de esta naturaleza. En definitiva, 2014 supuso un ilusionante pero todavía insuficiente cambio de tendencia.

Vía: El País

Foto: nafets

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...