El Airbus A400M reaparece en los planes de la conocida compañía

Después de graves pérdidas tanto humanas como económicas la historia del avión Airbus A400M llega a buen puerto.

producción Sevilla

El Airbus A400M que se encuentra en fase de producción Sevilla, es un avión de transporte militar en el que Airbus trabaja desde hace tiempo y cuya principal característica es una enorme hélice a la que llaman entre los trabajadores El Toro, que mide 5.3 metros y pesa más de 680 kilos, igual que el peso de un toro joven.

Si bien en sus orígenes fue un proyecto que despertó gran ilusión y logró contar con el apoyo de países como Bélgica, Alemania, Francia, Malasia, Reino Unido o España, con el tiempo se comprobó que era uno de esos proyectos malditos que quizá nunca se completaran. La idea desde el principio era usar tecnología innovadora y un nuevo motor que hiciera que se transformara en una máquina perfecta para el sector de las exportaciones y que al mismo tiempo le diera a Airbus una posición más firme en el mercado.

Pero en lugar de eso todos los que apoyaron el proyecto perdieron grandes sumas de dinero y la economía de la compañía Airbus se tambaleó de una manera gravísima. La empresa aeronáutica ya ha provisionado desde 2003 unos 8.000 millones de euros en base a un proyecto que estaba presupuestado inicialmente en unos 20.000 millones de euros.

Airbus ha tenido una época mala debido a los retrasos en entregas de los aviones a los países que los compran, como por ejemplo Francia, que tuvo que comprar otros aviones provisionales para subsanar los daños provocados por los retrasos, y es que la compañía aeronáutica le entregó un avión cuatro años después de lo acordado. Desde esa primera entrega, además de los retrasos, han tenido muchas carencias con respecto a su capacidad y les han surgido problemas tecnológicos.

Sin embargo, desde Airbus, su responsable de aviones militares, Fernando Alonso, ha manifestado que este accidentado programa va a llegar a buen puerto e intenta hacer que sus clientes se tranquilicen y vuelvan a confiar en la empresa, ya que los problemas se han solucionado y han llevado a cabo cambios que han mejorado la situación. Tanto es así que manifiesta que este año los aviones están siendo entregados según lo previsto e incluso a veces antes de tiempo. De hecho, algunos de sus clientes lo confirman.

Aun así, Airbus seguirá debiendo pagar ciertas facturas por sus retrasos, aunque se están renegociando las condiciones de los contratos y el programa para ajustar los costes y los tiempos de entrega y evitar así futuros problemas. Alonso apunta a que a hay que conseguir la confianza de los clientes para vender más, pero que después de esto el Airbus A400M se venderá solo por su éxito, porque dispone de unas capacidades que otros aviones no tienen.

Foto: ramboldheiner

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...