La deuda española pierde atractivo para los inversores extranjeros

El Tesoro ve reducirse en 2.500 millones de euros la inversión extranjera en la deuda pública al tiempo que crece la inversión privada nacional.

banco central europeo

Quién nos lo iba a decir hace apenas un año. Si en julio de 2012 la prima de riesgo española escalaba hasta los 638 puntos básicos y los inversores exigían elevados intereses por la deuda, ahora parece darse el fenómeno contrario. De acuerdo con los datos facilitados por el propio Tesoro Público, los compradores extranjeros redujeron en 2.500 millones de euros su inversión deuda española en junio. Dicha caída se suma a la vivida en mayo, cuando las inversiones extranjeras cayeron en 5.000 millones. Semejante tendencia se explica por la reducción de los intereses abonados, mientras que la ausencia de inversores extranjeros ha sido suplida sin problemas.

El dato, que podría parecer preocupante, resulta más bien esperanzador. No en vano, el Tesoro no ha tenido ningún problema en superar sistemáticamente los niveles máximos de deuda a colocar en cada subasta. De hecho, en la gran mayoría de subastas, la demanda ha superado con holgura a la oferta. Pero ¿quiénes son estos compradores que han sustituido a los inversores foráneos? Básicamente, los bancos y los inversores españoles. Tal y como señalamos en su momento en Empresayeconomia, cada vez son más los pequeños ahorradores nacionales que apuestan por contratar fondos de inversión en renta fija. La mayoría de gestoras incluyen un porcentaje muy elevado de bonos y letras del Tesoro en los fondos tipo, lo que ha permitido que el porcentaje de deuda española en manos de pequeños inversores supere ya el 7%.

A ello cabe sumar desde luego las compras sistemáticas de deuda por parte del Banco Central Europeo. Aun a riesgo de recibir numerosas críticas por parte del ala dura de la UE (en este caso, Alemania y Finlandia), Mario Draghi ha seguido con la política de compra de bonos de los países con más problemas para financiarse en los mercados. Paralelamente, las entidades financieras españolas han ido elevando progresivamente su exposición a la deuda nacional hasta alcanzar el 33,79% del total. Con todo, conviene señalar que los inversores extranjeros poseen todavía el 36,15% de la deuda emitida.

Fuente: Expansión

Foto / Toni rodrigo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...