La desigual fiscalidad europea

Los tipos máximos de IVA, IRPF e Impuesto de Sociedades evidencian la profunda disparidad de criterios en materia fiscal dentro de la zona euro.

euro

A estas alturas, a nadie se le escapa que uno de los principales problemas para seguir avanzando en el proceso de integración europea es la dificultad de conseguir la consolidación fiscal. No en vano, en el seno de la Unión Europea conviven tipos impositivos muy dispares y no existe un criterio mínimamente común para abordar esta cuestión. Analizando los tres impuestos más importantes (IVA, IRPF y Sociedades) nos encontramos con diferencias de más de treinta puntos entre el país más gravoso y el menos asfixiante.

Así ocurre con el IRPF, cuyo tramo máximo se sitúa en Bélgica en el 53,7% mientras que en Estonia apenas alcanza el 21%. Cabe destacar que una parte considerable de los países de la zona euro presentan niveles máximos por encima del 50%, incluyendo importantes miembros como Holanda (52%) o Francia (50,2%). España tiene el dudoso honor de ser junto con los Países Bajos la tercera nación con el tipo más alto del impuesto sobre la renta, superando en casi diez puntos la media comunitaria (43,4%).

Por lo que respecta al IVA, el único país nórdico que ha adoptado el euro, Finlandia, cuenta con el tipo más elevado de este impuesto (24%). En el extremo opuesto, Luxemburgo, el país europeo con la renta per cápita más alta, tiene su nivel máximo en el 15%. Es en este apartado donde nuestro país más se aproxima a la media de la eurozona (20,5%), aunque sigue medio punto por encima (21%). Llama especialmente la atención que los primeros países rescatados compartan el segundo puesto de la tabla con un 23%.

En el Impuesto de Sociedades, España vuelve a superar con creces la media de los dieciocho países que comparten moneda (30% frente a 25,3%). La lista la encabeza en esta ocasión Francia (36,1%), seguida de cerca por Malta (35%) y Bélgica (34%). Chipre (10%), Irlanda (12,5%) y Letonia (15%) son los países más benévolos en este apartado. Con semejantes diferencias, no es de extrañar que el proyecto comunitario se encuentre en punto muerto.

Vía: Expansión

Foto: Images_of_Money

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...