PlayStation obligada a imitar parcialmente la filosofía Netflix

Sony relanzará PlayStation Plus con tres niveles de suscripción y una inspiración en la filosofía Netflix de Game Pass.

Sony y su división PlayStation han sufrido muchos cambios a lo largo de los últimos tiempos. La compañía ha evolucionado de una manera drástica para dejar de ser una empresa puramente japonesa y convertirse en un negocio más internacional. Eso ha levantado muchas ampollas en el camino, sobre todo entre los aficionados japoneses, pero la empresa lo ha creído necesario para poder sobrevivir en un mercado complejo donde Japón ya no aporta un volumen de mercado tan importante en comparación al europeo y norteamericano.

Los cambios por los que está pasando PlayStation también se ven reflejados en su política comercial. Hace tiempo, su principal rival, Microsoft, debutó el servicio Game Pass. Este se presentó como un servicio inspirado en Netflix, pero adaptado a los videojuegos. Los usuarios suscritos tienen acceso a una gran cantidad de juegos y no solo de catálogo, dado que títulos de reciente lanzamiento también están disponibles en el servicio. Eso lleva a que se haya cambiado radicalmente la forma de comercializar títulos.

Microsoft ha generado muy malas reacciones entre los desarrolladores y editoras de videojuegos, quienes han visto cómo sus cifras de ventas se reducían de forma considerable debido a la disponibilidad de sus juegos “gratis” en Game Pass. No obstante, si nos basamos en las cifras, se puede decir que el servicio ha sido un éxito y que está teniendo muy buena recepción entre los jugadores.

Sony no quería imitar ese modelo. Para la empresa siempre ha sido algo peligroso, de riesgo, con lo cual podrían llegar a dinamitar el mercado si no tenían cuidado. Tenían mucha razón al pensarlo. Lo que le ocurre a Microsoft cada vez más es que se nota que, ahora que no venden tantos juegos, los presupuestos que dan a sus desarrolladores para trabajar en producciones, no son tan elevados. Por lo tanto, la calidad de los juegos y la cantidad de títulos triple A, se está reduciendo de una manera considerable.

A Sony siempre le ha preocupado que les pase lo mismo, porque, hasta ahora, han mantenido su compromiso de ofrecer a sus jugadores títulos de la máxima calidad que puedan dejar con la boca abierta a los usuarios. Tiempo atrás la idea era lanzar un gran juego al mes, algo en lo que se inspiraron en Nintendo y sus consolas de sobremesa, pero cada vez los juegos de calidad requieren más tiempo. Si adoptan una filosofía como la de Netflix y Game Pass, posiblemente les pase lo mismo que a Microsoft y haya menos títulos de gran factura.

No obstante, al final Sony ha tenido que dar su brazo a torcer. Aun así, por ahora lo hace de manera comedida. No tiene intención de saltar al ruedo del streaming y de la filosofía Game Pass para sus grandes lanzamientos. Con el estreno en junio de su nueva versión de PlayStation Plus, la cual se fusiona con PlayStation Now en tres versiones distintas del servicio, intentarán recortar distancias con Game Pass sin tener que ir en contra de la filosofía que siempre han defendido.

Así, lo que nos seguiremos encontrando en PlayStation Plus serán juegos mensuales gratuitos que pasarán a ser del control de los usuarios (siempre y cuando mantengan su suscripción). Esto es algo que también ofrece Microsoft en su servicio Games Live. A esto añaden las versiones Trial, algo en lo que Sony ha depositado gran confianza. Se trata de versiones de prueba que podrán disfrutar los usuarios de PlayStation Plus y que tendrán una duración de, alrededor, 2 horas. Con ese tiempo de juego, Sony quiere que todos los jugadores puedan probar todos los juegos y así poder tomar la decisión de si los quieren comprar o no después de haber jugado a fondo durante esas dos horas.

En realidad, una versión trial de 2 horas no está nada mal y seguro que equivale a lo mismo que muchos usuarios juegan a los juegos de Game Pass. De esta forma, Sony quiere mantener el mercado y el negocio para sus desarrolladores, que podrán seguir teniendo ingresos y no depender del reparto de beneficios que se haga de las suscripciones. No solo eso, sino que es muy posible que el volumen de beneficios que obtienen los desarrolladores aumente a la vista de que las versiones trial podrían generar una mayor cantidad de unidades vendidas de sus juegos.

Otra de las decisiones de Sony con su nueva versión de PlayStation Plus se encuentra en la introducción en el servicio de los juegos clásicos de PSOne, PlayStation 2, PSP y PlayStation 3. Hasta ahora, Sony había mantenido sus clásicos en la nevera y había argumentado que era difícil adaptarlos a PlayStation 4 y PlayStation 5, indicando además que no pensaban que fueran a tener mucho interés. Aun así, el éxito de los clásicos de Xbox y Xbox 360 en Game Pass ha dejado claro que el público quiere volver a disfrutar de juegos retro, por lo que Sony se ha decidido a meterse de lleno en ello. Eso sí, no se da el brazo a torcer y PlayStation 5 seguirá sin tener retrocompatibilidad con los discos clásicos (a excepción de Xbox Series, que sí permite usar juegos de las anteriores Xbox).

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...