Estados Unidos da el primer paso hacia un Internet a dos velocidades

La Comisión Federal de Comunicaciones da el visto bueno a la posibilidad de que las empresas ofrezcan distintas velocidades de descarga en la red.

internet

Comúnmente, suele decirse que aumentar la regulación de Internet equivale a poner vallas al campo. Exagerado o no, este planteamiento se ha aplicado sin apenas excepciones en cualquier rincón del mundo desde que el dominio «www» se convirtiera en el símbolo por antonomasia de la globalización. Sin embargo, los legisladores estadounidenses (o al menos, una parte de ellos) llevan tiempo queriendo acotar la libertad casi absoluta de este sector y asemejar su funcionamiento al de las líneas de telefonía y las telecomunicaciones.

El último paso dado en este sentido puede trastocar para siempre la concepción de Internet. No en vano, Norteamérica ha dado el primer paso hacia la regulación de Internet y a la entrada de complejas trabas administrativas. A través de la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC, por sus siglas en inglés), la normativa vigente a día de hoy, que data de 2010, será notablemente revisada para dar entrada a conceptos hasta ahora no vistos en la red. El más llamativo es sin duda el establecimiento de un Internet a dos velocidades, acabando de facto con el principio de neutralidad de la red.

Esta máxima garantizaba que todos los contenidos que se movían a través de la red lo hacían a la misma velocidad, que variaba únicamente en función de la intensidad de la señal o del volumen de datos contratados por el usuario. Con la aprobación de este cambio legislativo, las empresas que operen en Internet podrán variar la velocidad de descarga de sus archivos según crean conveniente y cobrando suplementos por las descargas más rápidas. La polémica pues, está servida.

A priori, lo más inquietante de la normativa es que las grandes firmas tecnológicas que ya estén asentadas en el mercado van a encontrar muchas más facilidades que las startups o los negocios más modestos. Algunos expertos alertan incluso de que a partir de ahora se observará una reducción del número de nuevas empresas innovadoras, que constituyen uno de los pilares económicos del país de las oportunidades. El Partido Republicano ha mostrado igualmente su oposición a esta norma.

Fuente: El País

Foto: Kalexanderson

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...