Coca-Cola llega a un callejón sin salida en las conversaciones con los trabajadores para acordar las condiciones del ERE

Los sindicatos y los representantes de la multinacional Coca-Cola interrumpen las conversaciones ante la imposibilidad de llegar a un acuerdo en las condiciones del ERE. Ambas partes sitúan ahora la pelota en el tejado de la Audiencia Nacional

cocacola

La apuesta por el diálogo en la que se embarcaron la multinacional Coca-Cola y los representantes de los trabajadores en la empresa ha terminado por hacer aguas. Las negociaciones para intentar llegar a un acuerdo en el proceso de reestructuración de plantilla no han dado los resultados esperados y el asunto quedará en manos de la vía judicial, a la espera de conocer la resolución que emita la Audiencia Nacional.

El choque de posturas lleva enfrentado desde hace meses a los trabajadores de la enseña con la cúpula directiva de la popular firma americana en España, Coca-Cola Iberian Partners. Un diálogo poco fructífero que queda a la espera de conocer la argumentación de los juzgados antes de volver a la mesa de negociaciones, prevista entre ambas partes a partir del 4 de noviembre.

Los representantes sindicales han advertido de que las diferencias en los planteamientos de ambas partes eran insalvables, diferentes matices que hacían inviable que se aceptaran las condiciones recogidas en el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) puesto sobre la mesa por Coca-Cola.

Esta vía de diálogo se abrió como una apuesta alternativa a la vía judicial para intentar llegar a un acuerdo más provechoso para empresa y trabajadores, algo que finalmente no ha sido posible hasta el momento. De ahí que el paso acordado sea ahora el de escuchar qué plantea la Audiencia Nacional y a partir de ahí volver a sentarse.

Este órgano judicial ya declaró nulo el ERE propuesto por la mercantil. Un proceso de reestructuración que dejaba en el aire los empleos de 1.190 personas afectadas por el fin de la actividad en diversas infraestructuras de la compañía localizadas en puntos como Asturias, Palma de Mallorca, Alicante y Fuenlabrada.

Esta situación obligó a la firma a replantear las condiciones del Expediente sin demasiado éxito, ya que los sindicatos rechazaron de nuevo las “leves mejoras” planteadas llevando de nuevo el asunto al terreno judicial.

El proceso ha sido intenso en estos últimos meses con diferentes encuentros mantenidos entre representantes de la plantilla y la empresa, una parte que ha estado coordinada por el exministro Manuel Pimentel ejerciendo de portavoz y voz negociadora en este conflicto.

vía: Cinco Días

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...