Los japoneses avalan las ‘Abenomics’ pese a la recesión

El primer ministro conservador consigue una incontestable victoria electoral y proseguirá con la aplicación de su programa económico para acabar con el estancamiento de Japón.

abe

El órdago lanzado por el primer ministro de Japón Shinzo Abe al adelantar las elecciones casi dos años no podría haberle salido mejor. Con la oposición a pierna cambiada, el Partido Liberal Democrático ha conseguido una holgadísima victoria en los comicios, lo que asegura a Abe un gran margen de maniobra para aplicar su agenda reformista. No en vano, el motivo último del adelanto electoral era la ratificación popular de las ‘Abenomics‘, las polémicas medidas económicas que no han evitado que Japón entre en recesión.

El PDL se ha hecho con 290 diputados, superando ampliamente la barrera de la mayoría absoluta, marcada en 238 escaños. Con todo, la coalición de gobierno que encabezaba Abe sale todavía más fortalecida porque sus socios de gobierno, los budistas de Nuevo Komeito, suman 35 diputados y elevan el respaldo parlamentario de Abe hasta los dos tercios de la cámara. Por el contrario, el socialdemócrata Partido Democrático no ha alcanzados sus objetivos electorales, fijados en cien diputados, y contará con apenas 72 escaños en el Parlamento, una ligera mejoría respecto a 2012.

Así las cosas, nada cambia aparentemente en el país asiático pero Abe sabe ya que la inmensa mayoría de sus compatriotas apoyan su proyecto económico. Como medida inmediata, el nuevo gobierno aprobará un impuesto sobre el consumo (el IVA nipón) del 8 al 10%. Cabe recordar que Abe ya subió este tributo en abril, cuando todavía se situaba en el 5%. A juicio del reelegido líder conservador, el problema de la economía japonesa es la creciente debilidad de sus exportaciones y no la ausencia de consumo interno.

Uno de los mensajes más repetidos por Abe durante la campaña electoral fue el de que el país estaba perdiendo competitividad en el exterior, lo que beneficiaba a sus competidores estadounidenses y surcoreanos. Una prolongada decadencia que, según Abe, se debe fundamentalmente al estancamiento económico que vive el país desde principios de los años noventa. Reactivar el crecimiento no será una empresa sencilla, máxime cuando el PIB japonés se dejó un 0,5% en el tercer trimestre.

Vía: El País

Foto: Foreign and Commonwealth Office

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...