Los datos de empleo en Estados Unidos podrían aplazar medio año una subida de tipos

El sector más afín a la gobernadora Yellen no contempla subir los tipos de interés hasta enero o marzo por la supuesta fragilidad del crecimiento económico.

tipos

En septiembre de 2012, la Reserva Federal de los Estados Unidos ponía en marcha su tercer paquete de medidas de expansión cuantitativa, la QE3. En aquella ocasión, el gobernador Ben Bernanke aseguró que las compras masivas de bonos y activos se mantendrían, junto con unos tipos de interés muy bajos (0,25%), hasta que la inflación rebasara el 2% o el paro bajara del 6%. A finales de 2014 se puso fin a las compras pero no se tocaron los tipos, decisión que parece cada día más lejana.

Si en septiembre se descartó la idea de acometer la primera subida de tipos de la Fed en nueve años, ahora parece que las ‘palomas’ del banco central norteamericano buscan nuevos argumentos para posponer más de lo previsto una decisión que muchos analistas califican de inevitable. La semana pasada se publicaron los datos adelantados de empleo referentes al mes de septiembre y estos no cumplieron las expectativas creadas. La creación de puestos de trabajo se situó por debajo de lo esperado y, en consecuencia, el índice de desempleo no varió.

Este dato, que el sector más cercano a la gobernador Janet Yellen considera un claro aviso de que el crecimiento económico se enfría en Norteamérica, no impide que la tasa de paro se sitúe en el 5,1%, una de las más bajas a nivel mundial (la séptima, para ser exactos). Es más, el nivel de desocupación mejora en cinco décimas al registrado en 2014 (5,6%) y en más de un punto y medio al de 2013 (6,7%). No parece, pues, que el mercado laboral se esté resintiendo.

Es evidente que cuando una economía se aproxima a una situación de prácticamente pleno empleo como la de Estados Unidos el ritmo de contratación se aminora. Por consiguiente, cimentar sobre este dato una teoría que justifique el aplazamiento de la subida de tipos hasta enero o marzo, las principales fechas que se bajaran, se antoja un argumento algo frágil. En realidad, existe un gran temor a la reacción china ante un fortalecimiento del dólar.

Vía: Cotizalia

Foto: www.3drenderedlogos com

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...