España prepara un plan de recuperación económica de seis mil millones de euros

La tasa de paro en España alcanzaba al finalizar el segundo trimestre cerca de 17,92 %, un nivel dos veces superior a la media de la zona euro.

La economía más gravemente tocada en Europa por la recesión mundial todavía siente la necesidad de ser estimulada. El ejecutivo español ha anunciado su intención de lanzar una operación de 6,086 millones de euros de inversión pública. Especialmente dedicada al transporte, cuatro mil millones irán a parar al AVE. Esta decisión aparecía en prensa algunos días después del anuncio de unas cifras económicas vergonzosas.

Durante el segundo trimestre, el PIB español ha continuado en retroceso, un 1% según el informe del propio gobierno que supone una caída del 4,1% a lo largo de 2009. A diferencia de nuestros importantes vecinos – sobre todo Francia y Alemania -, la península Ibérica no es capaz de encontrar la salida de la recesión, aunque el derrumbamiento de su economía se ha ralentizado un poco. Sobre todo, la actividad económica ha mejorado gracias al aumento del consumo interno y de la inversión pública. En otro post, explicábamos las medidas del Plan E.

PlanE

PlanE

Lo que ha conducido el ejecutivo del socialista José Luis Zapatero a anunciar una ampliación del plan E, de recuperación, que había puesto en marcha el año pasado y que consiste, esencialmente, en sostener trabajos públicos de corta duración. Más de ocho mil millones de euros de capitale ha sido ya inyectado en la economía a través de esta fórmula tan española que tenemos.



El segundo eje de este nuevo plan de recuperación podría descansar sobre la extensión de la ayuda a los desempleados, ideada fundamentalmente para sostener el consumo. José Luis Zapatero ha dejado ver que un gran número de desempleados podrían beneficiarse de una ayuda excepcional de 420 euros. La tasa de paro en España alcanzaba al finalizar el segundo trimestre cerca de 17,92 %, el doble de la media en la zona euro.

Todas estas medidas tendrían que continuar incrementando el déficit presupuestario, que alcanza ya 3,6% del PIB y podría elevarse según las previsiones del gobierno al 9,5%, incluso al 10% a final de año.

Para contener la hemorragia y financiar los nuevos gastos anunciados, el ejecutivo ya no excluye la posibilidad de aumentar los impuestos. En el diario El País, el ministro José Blanco -que es también secretario del partido socialista obrero español- anunció que el ejecutivo podría incrementar los impuestos sobre las rentas más altas con el fin de financiar estos nuevos esfuerzos de recuperación económica.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...