El Tesoro estadounidense culpa a Alemania de la posible deflación

El informe remitido al Congreso estadounidense asegura que el superávit comercial alemán y su modelo exportador están viciando la economía europea.

merkel

Desde luego, ni el mejor guionista de cine podría alumbrar un culebrón semejante al que protagonizan Alemania y Estados Unidos desde hace meses. De sobra es conocido que los programas de espionaje de la NSA han alcanzado incluso al teléfono móvil de la canciller alemana, lo que ha causado una fuerte indignación en el Gobierno de Merkel. En lo que parece un intento por huir hacia adelante, el Tesoro norteamericano aseguraba el pasado miércoles que una hipotética deflación en Europa sería responsabilidad alemana.

Tan grave acusación se fundamenta sobre el elevado superávit que muestran las cuentas alemanas. Según se desprende de su intervención, el Tesoro estadounidense considera que esta acumulación de riqueza causa un grave daño a la economía comunitaria, ya que retira de la circulación importantes cantidades de capital. Además, la fortaleza de su sector exterior motiva que sea la Europa del sur la que consuma los bienes alemanes. No obstante, este argumento oculta que los Estados Unidos son otro importante mercado para los productos germanos.

Por todo lo anterior, que forma parte del informe semestral que el Tesoro remite al Congreso, vincula el superávit comercial alemán a esta, en su opinión, errónea política económica. Con todo, el informe va más allá y llega a comparar las prácticas de la «locomotora europea» con las de China. No en vano, ambos países registran elevadas exportaciones netas de bienes (en 2012 Alemania superó incluso al gigante asiático). Una conducta que a juicio de los expertos económicos de la Administración Obama contribuye a viciar la economía mundial provocando caídas de precios.

Al margen de las cifras que aporta el informe, sorprende notablemente que los EEUU lancen semejante misil a la línea de flotación de uno de sus más sólidos aliados durante la crisis. Nadie duda que las contundentes declaraciones del Gobierno alemán tras la revelación del espionaje han sido la causa principal de este cambio de opinión. Sin embargo, una acusación de tales magnitudes puede salirle muy cara a Estados Unidos si el PIB de la zona euro sigue mejorando durante los próximos trimestres.

Fuente: Expansión

Foto: Glyn Lowe Photoworks, 1 Million Views Thanks

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...