El Gobierno aplacará a Bruselas con tibias reformas

Las críticas comunitarias a la caída de la recaudación por la reforma fiscal serán respondidas con medidas liberalizadoras de corto alcance este viernes.

rajoy
La reforma fiscal del Gobierno pasa por ser el paquete de medidas con el que el Partido Popular espera lavar parcialmente su imagen a la vista de las citas electorales de 2015. Las onerosas subidas de impuestos llevadas a cabo entre diciembre de 2011 y la mayor parte de 2013 han sorprendido a los votantes tradicionales de la formación conservadora y el Ejecutivo sabe que debe contentarlos. No obstante, el riesgo de que las bajadas fiscales comprometan el objetivo de déficit inquieta, y mucho, a Bruselas.

Mientras en España nos apresurábamos a leer la letra pequeña de la reforma más trabajada del Gobierno, en las altas instancias comunitarias comenzaban a proliferar los rumores sobre una posible despreocupación de nuestro país por cumplir sus obligaciones. Por ello, el mismo día en que se publicó el grueso de la reforma llegaron las primeras advertencias de la UE. Dos semanas más tarde, el Gobierno presentará una serie de medidas ‘de urgencia’ para que los siempre desconfiados supervisores europeos cesen sus críticas a la deriva a su juicio populista del Ejecutivo.

Por un lado, este viernes se presentará una disposición que busca agilizar los procesos de concurso de acreedores. El objetivo es evitar que el trámite se alargue más de lo estrictamente necesario y ofrecer mayores garantías a los acreedores así como reducir los costes judiciales. Esta medida pule los aspectos más deficientes de la normativa que entró en vigor en marzo. Recordemos que en ese texto se rebajaba la mayoría necesaria para que los acreedores acepten el concurso del 75 al 51%.

El otro ámbito de actuación de las reformas ‘exprés’ que se presentarán el viernes tiene que ver con las liberalizaciones de varios sectores relacionados mayormente con las infraestructuras. Este bloque de medidas sí que es del agrado de Bruselas e incluye la búsqueda de mayor inversión privada en los puertos, el inicio de la colaboración entre organismos públicos y privados para la construcción de depuradoras de agua o la ratificación de la privatización del 49% de Aena (algo que no es ninguna novedad).

Vía: Cotizalia

Foto: European People’s Party – EPP

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...