El exclusivo club de la Triple «A»

Tras la retirada de la «AAA» a Holanda, solo tres países de la zona euro conservan la máxima calificación crediticia.

Rutte

La semana pasada tuvo lugar la retirada de la Triple «A» holandesa por parte de Standard & Poor’s. Durante meses, el Gobierno de Mark Rutte ha tratado de evitar un desenlace que algunos analistas consideraban inevitable desde que se destapara la supuesta burbuja inmobiliaria de Holanda. No en vano, el Ejecutivo liberal ya había adoptado sus primeras medidas de austeridad. Tras la decisión de la agencia de calificación crediticia norteamericana, solo tres países conservan la máxima nota para su deuda pública en el seno de la eurozona.

Alemania, Finlandia y Luxemburgo quedan por tanto como los únicos supervivientes tras el estallido de la crisis. Recordemos que no hace mucho hasta diez de los diecisiete países de la zona euro contaban con una reluciente «AAA». Progresivamente, el círculo se fue estrechando, afectando incluso a países que se creían intocables (el caso francés fue el más sonado de todos). De hecho, la brusca rebaja de las calificaciones crediticias contribuyó a alentar el desprestigio de las agencias responsables, pues hasta la rescatada Irlanda consiguió en su momento tan preciada nota.

Examinando al detalle la situación de los países aventajados de la zona euro nos encontramos con que Alemania cuenta con una deuda equivalente al 81% de su PIB (diez puntos por debajo de la media europea). Finlandia en cambio rebaja esta cifra hasta el 53,6% mientras que el endeudamiento de Luxemburgo apenas alcanza el 21,7% de la riqueza nacional. Por lo que respecta a las tasas de paro, Alemania contabiliza un 5,2% frente al 8,1% de Finlandia y el 5,9% de Luxemburgo. Unos niveles impensables en la Europa del sur.

Algunos expertos temen ahora que Holanda vea incrementada la presión de los mercados, aunque las jornadas siguientes a la rebaja de la calificación por parte de S&P no han sido especialmente duras. Además, el cuadro macroeconómico holandés sigue siendo bastante positivo, con un 7% de desempleo y una deuda equivalente al 71,3% del PIB. Lo que nadie discute es que la autoridad de Holanda ha sufrido un duro revés.

Fuente: ABC

Foto: Sebastiaan ter Burg

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...