Amazon piensa en un plan para no destruir millones de productos

Amazon dejará de destruir productos para salir del paso de la polémica y las críticas generadas hace unos meses.

Hace poco tiempo se desveló el pastel sobre lo que Amazon había estado haciendo en Reino Unido (y posiblemente en el resto del planeta) con los productos que se quedaban en sus almacenes sin vender, ya fueran de vendedores asociados o de marcas colaboradoras. Se descubrió que la empresa, el mayor gigante electrónico de Internet, había estado destruyendo todos esos excedentes. Sin más, los destruían. Eso fue algo que impactó de manera muy negativa en la sociedad, ya que ¿Cómo podía ser que Amazon estuviera destruyendo millones de productos?

Y no hablamos solo de cables, de adaptadores o de cualquier otro artículo que parezca no tener demasiado valor (aunque todo tiene valor), sino que también se presenció la destrucción de ordenadores y otros dispositivos tecnológicos de alto precio.

Por suerte, parece que las críticas han hecho que Amazon tome una decisión de cambio. Para solucionar la situación han anunciado dos campañas distintas que tratarán de dar salida a los productos que se quedan atascados en los almacenes. Estas campañas son los proyectos FBA Grade and Resell y FBA Liquidations, ambos disponibles en lugares como Estados Unidos o España. Dentro de poco también estará disponible en Reino Unido, que al fin y al cabo fue el lugar donde se generó toda la polémica.

En el caso de FBA Liquidations, de lo que trata es de un programa con el cual los vendedores pueden vender a bajo precio con la intención de agotar el stock que se les haya quedado apalancado o todos los productos que se hayan recibido con devoluciones. De esta manera Amazon fomentará que los vendedores vendan barato en vez de dejar que sus productos acaben destruidos. Por si os lo preguntáis, el motivo por el cual estos vendedores permitían que Amazon destruyera los artículos residía en que, para ellos, resultaba más caro pagar el tiempo de almacenamiento y gestión que simplemente abandonarlo. Y Amazon, a la vista de haberse quedado con todo eso como producto abandonado, no sabía qué hacer más allá de destruirlo todo.

Con el programa FBA Grade and Resell, lo que hará Amazon será calificar los productos devueltos o que se hayan quedado en stock durante un largo periodo de tiempo, y darles un resultado por su estado y valoración. Eso llevará a que se determine un precio de venta u otro para el artículo. En general, será una forma rápida de poder eliminar stock y que se obtenga un ingreso contante y sonante que de otra forma posiblemente sería complicado recibir. Así, Amazon se compromete a no generar residuos ni malgastar productos que muchas personas podrían aprovechar.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...