A vueltas con el objetivo de déficit

Tras la prórroga del déficit en Europa, el Gobierno español debe afrontar de nuevo la pugna autonómica sobre objetivo más laxos a alguna comunidad como Cataluña.

Luis de Guindos

Planteada como una excelente noticia para el Gobierno de España, la modificación del objetivo de déficit para 2013 acordada con la Unión Europea está levantando una enorme polvareda entre las autonomías. Distintos presidentes regionales se han apremiado en pedir que la prórroga del déficit (6,5% en 2013) se repartiera entre las administraciones autonómicas. No obstante, en lugar de fijar una cifra única para todas las comunidades, el Gobierno ha decidido aplicar un criterio distinto para cada autonomía. Como no podía ser de otro modo, las administraciones con mejor balance de gestión no se han callado a la hora de cuestionar la equidad de la decisión.

Gobiernos como los de Galicia, Castilla y León, Comunidad de Madrid o Extremadura han señalado que dar mayor margen a las autonomías incumplidoras constituye un agravio comparativo notable. A juicio de las comunidades que cumplieron con el objetivo del 1,5% de déficit en 2012, los ciudadanos que han realizado un gran esfuerzo para reducir el déficit el año pasado pueden sentirse agraviados si finalmente se premia el incumplimiento. Precisamente, ante el cruce de declaraciones entre líderes regionales, el propio presidente del Gobierno español ha aprovechado la Interparlamentaria del Partido Popular en Salamanca para serenar los ánimos. El también presidente del PP se ha comprometido a obrar con equidad y racionalidad en las negociaciones con cada comunidad. Con todo, Mariano Rajoy no ha querido responder si el déficit acordado con Cataluña será superior al de cualquier autonomía.

El presidente de Castilla y León y del PP de la región, Juan Vicente Herrera, no ha ocultado su malestar con la dirección nacional de su partido durante las últimas semanas. De hecho, algunos medios han apuntado a que podría no presentarse a la reelección en 2015, una decisión que también sopesan otros líderes regionales populares. En el extremo opuesto, los representantes de Cataluña, Comunidad Valenciana y Baleares se han mostrado visiblemente complacidos por la posibilidad de conseguir un objetivo de déficit a la carta. Sea como sea, la última página de este debate aún está lejos de escribirse.

Fuente: Expansión.

Foto / Pablo Zalba

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...