7 cosas que quizá desconocías sobre las economías emergentes

China, Brasil, India y México son las cuatro economías emergentes por antonomasia pero presentan numerosas diferencias entre ellas, sobre todo en el mercado laboral y la pobreza.

emergentes

El concepto de economía emergente lleva acuñándose en los círculos académicos y políticos internacionales desde la década de 1970. En aquel momento, se entendió que había una serie de países que, aun estando muy lejos de los estados desarrollados en lo que a su riqueza se refería, podrían acabar alcanzándolos a medio plazo. Comúnmente, estos países serían China, India, Brasil y México. Cuarenta años después, estas economías presentan un panorama bastante dispar que ahora veremos en detalle.

1. Dinamismo demográfico

Las llamadas economías emergentes constituyen, por lo general, países con comportamientos demográficos bastante dinámicos. Ello implica que el crecimiento económico debe ser muy acusado para garantizar que la calidad de vida de los ciudadanos mejora año tras año. Los cuatro países han reducido de manera muy significativa sus tasas de pobreza en las últimas décadas, sobre todo China, a pesar de la dificultad que supone contar con datos fiables para un régimen tan hermético en según qué asuntos. La esperanza de vida es de 77 años en México, 75 en China, 74 en Brasil y 66 en India.

2. Crecimiento del PIB

El PIB de las cuatro economías señaladas ha experimentado un crecimiento espectacular durante el presente siglo. Así, China ha pasado de 1,03 a 7,79 billones de euros (convirtiéndose en la segunda economía mundial), Brasil de 0,55 a 1,76 billones (séptima economía mundial), India de 0,42 a 1,55 billones (novena economía mundial) y México de 0,5 a 0,96 billones (décimo quinta economía mundial). En cuanto a la renta per cápita, entre 1999 y 2014 ha aumentado un 592% en China, un 170,8% en India, un 166,9% en Brasil y un 159,8% en México. Brasil presenta la cifra absoluta más alta (8.705 euros) e India la más baja con diferencia (1.227 euros).

3. No es oro todo lo que reluce…

Sin embargo, la historia de los emergentes en los últimos tiempos no es un cuento de hadas. China arrancó los noventa con una oleada de propuestas cruentamente reprimidas; India presenta unas elevadas cifras de violaciones y violencia de género (especialmente en los ambientes rurales); México cuenta con algunas de las zonas más inseguras del planeta por la incapacidad del Gobierno de garantizar el orden en gran parte del norte del país, con Ciudad Juárez como paradigma de ello; Brasil acumula grandes bolsas de pobreza en torno a las principales ciudades del país, las famosas favelas.

4. Presencia internacional

Fruto de su palpable crecimiento en las últimas décadas, los cuatro países han ido ganando peso en la escena internacional. México ha ido siempre de la mano de Estados Unidos, suscribiendo un gran acuerdo de libre comercio con toda Norteamérica. Brasil, por su parte, ha estado muy expuesto a la economía china, siendo uno de sus grandes proveedores de materias primas. India se ha movido entre dos aguas, con fuertes vínculos con Occidente pero sin romper con el mercado asiático. China ha tratado de articular su propia área de influencia.

5. Sistemas políticos

La caracterización de los sistemas políticos imperantes en cada país es otro elemento diferenciador. Sobre el papel, México, Brasil e India son tres democracias parlamentarias. De hecho, en el caso indio se ha llegado a afirmar que es la democracia más grande del mundo, puesto que es la que cuenta con el censo electoral más amplio. China, en cambio, es una dictadura comunista desde 1949, a pesar de lo cual ha dado importantes pasos para liberalizar su economía que explican el porqué de su poderío actual.

6. Poca transparencia

De los cuatro países, el único que publica datos oficiales sobre el sueldo medio que perciben sus ciudadanos es México, alcanzando los 5.773 euros anuales en 2013. En cuanto a la tasa de paro, el país azteca presenta un 4,7% y Brasil un 7,6% (un repunte muy acusado respecto al 5,8% marcado en marzo), mientras que India y China no ofrecen datos públicos al respecto (el Banco Mundial estimaba un 3,6% para India y un 4,6% para China en 2013).

7. Un futuro incierto

La situación de cada país es bastante diferente, yendo desde los espectaculares progresos de China hasta las elevadas cotas de pobreza de India. Sin embargo, las cuatro economías se enfrentan en la actualidad a importantes retos que marcarán su evolución en los próximos años. Brasil está en recesión, México está viéndose bastante afectado por el desplome del petróleo (ampliando su déficit comercial), India presenta un déficit público del 7,3% y China ha aminorado notablemente su ritmo de crecimiento.

Foto: Sangoiri

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...