Los ecologistas critican la nueva Comisión Europea

Los ecologistas europeos han enviado una carta abierta a Juncker en la que critican el poco peso que tiene el medio ambiente en la nueva Comisión y su supeditación a otros ámbitos.

Green 10, la alianza europea que incluye una decena de organizaciones ecologistas, ha enviado una carta abierta a Jean-Claude Juncker, nuevo presidente de la Comisión Europea, en la que expresa su preocupación por el futuro de los temas medioambientales y energéticos. Las críticas de los ecologistas se centran en que el medio ambiente ha perdido peso en la nueva CE, donde se retrocede en temas de desarrollo sostenible como el cambio climático, el uso eficiente de recursos, la calidad del aire o la protección de la biodiversidad.

Una de las críticas principales es que el Medio Ambiente ha pasado de tener un Comisario en exclusiva a compartirlo con Asuntos Marítimos y Pesca. Según los ecologistas, la nueva cartera -que recaerá en manos del maltés Karmenu Vella- los temas medioambientales quedan relegados de las prioridades de los políticos europeos. También critican que el mandato está encaminado a la desregularización y la revisión de los grandes proyectos que ya están en marcha, mientras denuncian que no se habla de cumplir con los actuales objetivos ambientales ni de crear nuevas iniciativas.

Tampoco ha sentado nada bien que el Medio Ambiente comunitario recaiga sobre un maltés. El gobierno de ese país ha recibido duros reproches por no cumplir con las leyes europeas de protección de aves, y temen que el nuevo Comisario las cambie. De hecho, Juncker ha pedido que se analice un posible cambio en las directivas de protección de la naturaleza de la Unión Europea, lo que despierta recelos entre los ecologistas ante la posible pérdida de biodiversidad.

Arias Cañete, comisario de Energía y Clima, tampoco se libra de las críticas debido a sus relaciones con la industria petrolífera aunque ha anunciado que venderá sus acciones en dos empresas petrolíferas. Los ecologistas también lamentan que la fusión de ambas carteras y la creación de una vicepresidencia para la Unión Energética (en manos de la eslovena Alenka Bratusek) hará que las grandes empresas energéticas tengan la última palabra sobre las medidas que se tomen contra el cambio climático.

Finalmente, los ecologistas critican que la nueva Comisión Europea no abandonará un modelo económico que a su juicio ha quedado obsoleto. Las industrias salen reforzadas, lo que seguirá llevando el planeta al límite; y los intereses de las empresas se han impuesto a la protección de la salud de los europeos y del medio ambiente, añaden. La conclusión es que la negativa de Juncker a iniciativas legislativas contra sus prioridades y su falta de prioridades ambiental harán que se estanquen las políticas verdes europeas.

Lee aquí la carta de Green 10 (en inglés).

Foto: European People’s Party

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...