Las obras del ATC ya tienen fecha de inicio

El Almacén Temporal Centralizado de Villar de Cañas se empezará a construir a finales de 2014 y si no hay problemas estará listo a finales 2017, según el presidente de ENRESA.

Las obras de la zona nuclear del Almacén Temporal Centralizado (ATC) de Villar de Cañas (Cuenca) ya tienen fecha de inicio: a finales de 2014, según Francisco Gil Ortega, presidente de la Empresa Nacional de Residuos Radioactivos (ENRESA). La construcción durará cerca de tres años, ya que se espera que se cumplan los plazos impuestos para el Gobierno y a finales de 2017 esté finalizado. El presidente de ENRESA se aventuró a confirmar qu eel plazo se cumpliría «salvo cualquier cosa» que no esté prevista.

Pero para que empiece la construcción del ATC, todavía quedan trámites por cumplir. El primero de todos es que el Ayuntamiento de Villar de Cañas y la junta de Castilla-La Mancha aprueben un Plan General que convierta en industriales las parcelas donde está proyectado el almacén, que todavía son rústicas. Gil Ortega confía en que este requisito esté resuelto en julio de 2014. Otro requisito indispensable para que el ATC funcione es que ENRESA obtenga las autorizaciones medioambientales y los permisos para construir de parte de Industria y el Consejo de Seguridad Nuclear. Sin ellos ni puede empezar a licitar las obras cuando se termine el plan.

De momento, las obras en las carreteras y del Vivero de Empresas son la parte más avenzada del proyecto, ya que se licitarán en breve y su ejecución podría empezar a finales de este año o a principios de 2014, explicó Gil Ortega; quien insistió en  que «tenemos que estar en condiciones a finales del año que viene de empezar a construir la parte nuclear».

El presidente de ENRESA explicó todo esto en la presentación de la cátedra ENRESA en un acto de la Universidad de Castilla-La Mancha en Cuenca. La UCLM pondrá en marcha la cátedra ENRESA, que con una aportación de 100.000 euros al año durante tres años, realizará investigaciones sobre los residuos nucleares de alta actividad o el medio ambiente. La de Cuenca no es la única cátedra de esta tipo, ya que existen tres más en Córdoba, ligada al almacén de residuos nucleares de El Cabril, y en Cáceres y Tarragona, donde están las centrales nucleares de Almaraz y Vandellós.

Mientras ENRESA intenta conseguir todos los permisos necesarios, continúa la polémica sobre el ATC. Las últimas críticas vienen por la conexión entre las redes de abastecimiento de agua del almacén con el depósito que sirve para abastecer a los vecinos de la localidad y por la asunción por parte del ayuntamiento del mantenimiento de las carreteras que se dirigen al silo nuclear.

Fuente: EFE Verde

Foto: Nicolas Raymond

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...