La justicia investiga vertidos en el Lago de Sanabria

Un juez ha decidido investigar el mantenimiento del Lago de Sanabria después de que la Guardia Civil comprobase que dos depuradoras no funcionan y otras dos lo hacen mal.

A finales del año pasado conocimos que el Lago de Sanabria, en Zamora, había perdido un 87% de su biodiversidad por culpa de la contaminación producida por los vertidos. Entonces, tanto la Consejería de medio Ambiente de Castilla y León como la Confederación Hidrográfica del Duero -dependiente del ministerio de Medio Ambiente- negaron la contaminación de las aguas, pero ahora la justicia ha abierto una investigación después de que la Guardia Civil comprobase el penoso estado del sistema de depuración de las aguas residuales alrededor del Lago.

Según el informe del Seprona (Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Vivil), fechado a 13 de noviembre de 2013, se inspeccionaron cuatro puntos de esta red de depuradoras, de las que dos no funcionan y otras dos lo hacen mal. Estas son las cuatro depuradoras inspeccionadas por el Seprona y sus conclusiones:

  • Vigo de Sanabria: según la Guardia CIvil está inactiva y en “abandono permanente”. El Seprona llega a mostrar sus dudas sobre si ha funcionado alguna vez, ya que, afirma, está “saturada de residuos y vegetación”.
  • Camping: una motobomba está averiada, por lo que no se realiza parte del tratamiento. Además, en una infraestructura hay “una gran acumulación de restos”.
  • Ribaldeago Viejo: el Seprona constata que solo funciona una fase de pretatamiento, y el resto del proceso está “inactivo”. Según el responsable de su mantenimiento, se activan con un temporizador, aunque admite que se producen vertidos de agua sin ningín control.
  • Ribadealgo Nuevo: el panorama es calcado al de Ribaldeago Viejo, aunque aquí hay que añadir que tampoco funcionan el bombeo ni la fosa séptica, que además está en una “zona inundable” del río.

La Guardia Civil continúa su informe hablando de la existencia de vertidos donde se acumulan “residuos, olor fecal y espuma no disuelta con aspecto oleaginoso”, aunque no entra en el debate sobre si el Lago de Sanabria está o no contaminado, como defienden los ecologistas. Sanabria es un espacio con un gran valor ecológico y cuenta con una protección especial, ya que es parte de la Red Natura 2000; además de ser un importante atractivo turístico para Zamora.

Aunque niegan su contaminación, la Junta de Castilla y León y Medio Ambiente ya estaban avisados sobre el estado del Lago. En 2011 se les remitió un informe sobre un gran vertido en las proximidades del lago, que también está en manos del juez. Lo que si admitió la Junta son los vertidos al lago, aunque asegura que son esporádicos.

Vía: El Mundo

Foto: pasotraspaso

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...