El Mar Muerto y sus secretos climáticos

El Mar Muerto, localizado entre Jordania, Israel y la Franja de Gaza, es una depresión muy profunda que se sitúa a 416,5 metros bajo el nivel del mar. Es conocido mundialmente por la extrema salinidad de sus aguas y actualmente es objeto de un proyecto investigativo, ya que podría revelar importante información sobre el cambio climático.

El Mar Muerto y sus secretos climáticos

El Mar Muerto, localizado entre Jordania, Israel y la Franja de Gaza, es una depresión muy profunda que se sitúa a 416,5 metros bajo el nivel del mar, convirtiéndose, con esta profundidad, en el lugar más bajo de la Tierra. Tiene aproximadamente 76 kilómetros de largo y 16 de ancho y actualmente es objeto de investigaciones, ya que se cree que éste esconde secretos climáticos.

Así, este lago que es conocido mundialmente por la extrema salinidad de sus aguas, podría revelar importante información sobre el cambio climático.

Los investigadores creen firmemente que el Mar Muerto esconde secretos esenciales para el clima. Se basan en que cuando el nivel del mar muerto baja se forman depósitos de sal, y cuando el nivel sube no hay depósitos. De esta forma, si se analiza la frecuencia en que se producen estos depósitos, “se puede determinar cuándo tuvieron lugar periodos secos o periodos de lluvia”, según explica Ben Avraham, líder del proyecto y miembro de la Academia Israelí de Ciencias y Humanidades y director del Centro de Investigación del Mar Muerto Minerva.

Para esto, las labores a realizar son intensas y difíciles, ya que sólo pueden realizarse de forma exitosa cuando hay buen clima. Estas labores tienen el objetivo de extraer material del fondo marino para que sea analizado y que pueda brindar información sobre el cambio climático y los movimientos sísmicos que tuvieron lugar en la región. Esto último también es muy importante para la región, ya que los israelíes, jordanos y palestinos viven sobre o en los alrededores de la falla geológica que atraviesa la zona del Mar Muerto.

 ¿Cómo extraen el material para analizar? Aquí  está la dificultad de las labores. Para obtener este material, Avraham y sus colegas iniciaron a perforar el fondo marino a una profundidad que oscila en los 380 metros.

Los misterios del Mar Muerto

El Mar Muerto, por sus características y por la composición de su agua, es un lugar exquisito y único para los investigadores. Uno de los atractivos para este grupo de profesionales es la presencia del mineral aragonita en el agua. Este mineral es una de las formas del carbonato de calcio que puede utilizarse para establecer la antigüedad de un elemento de hasta 500.000 años. Esta información que brinda es muy valiosa, ya que usualmente los minerales no pueden establecer una antigüedad semejante. Por ejemplo, el carbono 14 sólo posibilita retroceder entre 30.000 y 40.000 años.

Paso a Paso

Por el momento se está llevando adelante el proceso de excavación. Cuando este finalice se pasará al análisis de los sedimentos, el cual permitirá a los investigadores obtener información muy precisa del medioambiente de hace miles de años.

Y esto no sólo es bueno para conocer cómo se comportaba antes el clima, sino que también contribuye en las predicciones climáticas futuras porque para “hacer modelos se necesita información”. Y como menciona Z. Ben Avraham, “son muy pocos los lugares en el mundo del que se pueden extraer datos precisos”.

¿Podrá el Mar Muerto aportar información valiosa? ¿Qué creéis?

Fuente: BBC Mundo

Foto: Mar Muerto en Wikimedia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...