¿Cómo me perjudicará el cambio climático?

Normalmente no prestamos mucha atención a los efectos del cambio climático, pero el calentamiento global podría perjudicar la producción de vino, café o chocolate.

Tomarnos una cerveza mientras nos relajamos después de una dura jornada laboral, la típica sobremesa veraniega de café, siesta y Tour de Francia, un paseo por la montaña o disfrutar de cualquier postre con chocolate. Son algunos de esos pequeños placeres de la vida que el cambio climático nos puede quitar si no se toman las medidas necesarias para atajarlo o, por lo menos, disminuir sus efectos. Todo ello, sin olvidar la desaparición de islas o zonas de litoral por culpa de la subida del nivel del mar.

Las bebidas serán unas de las grandes afectadas. El agua potable, la más importante de todas, se está reduciendo a escala mundial. El café, una bebida esencial para muchos, tiene en el aumento de las temperaturas un mal que provoca enfermedades a las plantas y amenaza a 25 millones de productores de café . Según el Real Jardín Botánico de Londres, el cambio climático podría provocar la extinción natural de la variedad Arábica, la más consumida en el mundo, en 70 años.

Para las bebidas alcohólicas también habrá problemas. Las viñas, tras años y años de adaptación a su entorno, son especialmente sensibles al cambio climático y en los últimos años olas de calor, inundaciones y sequías han dañado cultivos en todo el mundo. El calentamiento de las regiones donde se cultivan y la sequía han provocado cambios en el color y sabor de los caldos. Lo mismo que pasa con las uvas y el vino lo podemos decir de la cebada y la cerveza, que pierde calidad en todo el planeta.

También el deporte sufrirá las injerencias del cambio climático. La subida de las temperaturas dificultará su práctica, hasta el punto que acontecimientos como el Tour de Francia tendrán que cambiar de fechas en cuatro décadas para evitar unas condiciones climáticas extremas, tanto para los ciclistas como para los espectadores que se acercan a las carreteras francesas. El calentamiento global modificará la vegetación de las montañas, y arbustos venenosos ocuparán en lugar donde ahora encontramos plantas o moreras.

Otra de las consecuencias de la subida de las temperaturas será la reducción de tierras con las condiciones ideales para producir cacao, imprescindible para hacer chocolate. Se trata de una planta muy vulnerable a los cambios de temperatura, y el aumento que se prevé en el futuro bajará sus rendimientos, lo que implicará una subida de precios de este oro negro. Finalmente, el famoso chile ha visto como la sequía hacía peligrar plantaciones en Arizona, y la duda está en si los productores de pimientos podrán encontrar un lugar donde producirlos sin sufrir el cambio climático.

Fuente: Ecología verde 

Foto: 3oheme

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...