Atlas mundial de los conflictos medioambientales

Un equipo liderado por investigadores de la UAB ha elaborado un atlas interactivo en el que se pueden consultar más de 2.000 conflictos medioambientales de todo el mundo.

La costa oeste suramericana, desde el centro de Chile hasta Panamá y América Central, la zona entre Bulgaria y Turquía, la India, el Golfo de Guinea o el este africano, entre Kenia y Suráfrica. Son algunos de los puntos destacados en el ‘Atlas Global de la Justicia Ambiental’, una interesante herramienta que se acaba de presentar. En ella, un grupo de expertos internacionales liderados por el Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales de la Autònoma de Barcelona nos acercan más de 2.000 conflictos medioambientales abiertos en todo el mundo.

Se trata de un atlas interactivo elaborado gracias al proceso de colaboración entre activistas medioambientales y académicos que refleja los desequilibrios estructurales de poder en la economía global. El director del proyecto, Joan Martínez Alier, explica que «las demandas de materiales y energía de la población mundial de clase media y alta» han hecho aumentar unos conflictos medioambientales cuyos grandes damnificados suelen ser comunidades pobres o indígenas sin acceso a la justicia ambiental o a los sistemas de salud.

Para consultar el atlas solo hay que seguir este enlace. A partir de ahí, podemos filtrar entre un centenar de campos para configurar nuestro mapa según el país, tipo de conflicto, la empresa, et. Al hacer click en uno de los puntos, el usuario puede conocer más sobre el conflicto en cuestión. Entre los temas a tratar están los relacionados con el agua, la minería, la energía nuclear o la extracción de hidrocarburos, pero también destacan los protagonizados por el turismo o el urbanismo.

La finalidad de los autores es facilitar la búsqueda de información, la interacción entre los diferentes grupos de trabajo y, sobretodo, servir de altavoz para que se conozcan unos conflictos que en muchos casos son silenciados y no llegan al gran público. La educación y la defensa legal de casos son otras de sus utilidades. Su carácter colaborativo hace que no esté acabado, ya que sus autores esperan que tanto organizaciones civiles como investigadores de todo el mundo aporten su granito de arena al trabajo.

España también tiene su capítulo en este peculiar atlas, con 32 casos documentados de conflictos medioambientales. Ente los más conocidos están Eurovegas, el famoso Aeropuerto de Ciudad Real -actualmente sin aviones-, la línea eléctrica de alta tensión en Girona, la ley antitaurina de Catalunya o la protección del amenazado lobo ibérico. A ellos hay que sumar los problemas protagonizados por incineradoras, proyectos mineros o de extracción de hidrocarburos, puertos y aeropuertos, proyectos urbanísticos, infraestructuras para obtener electricidad o los casos que afectan a la biodiversidad de nuestro país.

Via: La Vanguardia

Imagen: captura de pantalla de www.eajatlas.com

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...