La banca nórdica a examen

Las entidades financieras de Dinamarca, Noruega, Finlandia y Polonia serán analizadas por el FMI cada cinco años por ser susceptibles de desestabilizar la economía global.

lagarde

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha sufrido un duro mazazo en su credibilidad durante los años de crisis que arrastramos. Sus malas previsiones, los pésimos resultados del rescate griego del que tomó parte dentro de la troika y su incapacidad para hacer cumplir los criterios de la institución son solo algunos de los aspectos más polémicos de su actuación. Ahora, el organismo dirigido por Christine Lagarde ha puesto sus vistas sobre algunos de los países europeos más solventes: Dinamarca, Noruega, Finlandia y Polonia.

De acuerdo con la propia Lagarde, el FMI habría detectado riesgos importantes para la estabilidad de la economía mundial en los sistemas financieros de los países anteriormente mencionados. De hecho, la institución los ha incluido dentro de la lista de países potencialmente desestabilizadores. La inclusión de estas cuatro naciones en la «lista negra» del FMI eleva ya a 29 los países inspeccionados cada cinco años. El cambio en la metodología empleada para confeccionar la lista ha sido determinante en el último caso, pues da mayor peso a los países con fuertes conexiones.

Por todo lo anterior, las entidades bancarias de los cuatro estados nórdicos pasarán a engrosar el próximo Programa de Evaluación del Sector Financiero, tan conocido por estos lares. Dicho informe constata la evolución de las entidades financieras poniendo especial énfasis en su volumen de deuda y en las provisiones. En cualquier caso, la salud económica de los nuevos miembros del programa está fuera de toda consideración.

Por lo que respecta al crecimiento del PIB, Noruega se anotó un 0,7% en el tercer trimestre de 2013 por el 0,6% de Polonia, el 0,4% de Dinamarca y el 0% de Finlandia. La tasa de paro es otro indicador donde las comparaciones resultan odiosas. Noruega cuenta con un 3,3% de desempleo frente al 6,9% danés, el 8,4% finés y el 10,2% polaco. En cuanto a la deuda en 2012, en Noruega alcanzó el 28,8% del PIB, en Dinamarca el 45,4%, en Finlandia el 53,6% y en Polonia el 55,6%.

Vía: elEconomista

Foto: Center for Global Development

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...