El Renacer Del FMI Y El BM

El FMI fue fundando con la intención de evitar las crisis financieras mundiales, no para solucionarlas; y por otro lado, el BM fue creado para sacar a Europa de la miseria causada por la guerra y reorganizado para acabar con la pobreza mundial. En ambos casos, ambos han fracaso miserablemente. Sin embargo, Actualmente, la banca multirateral ha tenido una importante participación en los países más afectador por lo que sucedió en Wall Street.

Me comentaba un buen amigo de la universidad, quien ahora trabaja para el Banco Central de mi país, que mis escritos en Barandilleros le encantaban, que siempre se los leía; pero que los gozaba no como artículos económicos sino como unos de ficción. Me decía él que mis ideas sobre la economía internacional eran muy erradas, y que una muestra de ello era lo que pasaba en la actualidad con dos de las instituciones financieras mundiales más importantes, el FMI y el BM.

Decía él que los últimos acontecimientos en el mundo financiero eran una clara muestra de por qué mi visión sobre ambos organismos era muy errada, dado que ambas estaban demostrando su razón de ser al tener un buen funcionamiento y una notoria importancia a la hora de ayudar a solventar la crisis. Frente a esto, debo decir que me preocupa mucho que una persona que trabaje en el Banco Central de un país no tenga la menor idea de para qué fueron creados el FMI y el BM.

El FMI fue fundando con la intención de evitar las crisis financieras mundiales, no para solucionarlas; y por otro lado, el BM fue creado para sacar a Europa de la miseria causada por la guerra y reorganizado para acabar con la pobreza mundial. En ambos casos, ambos han fracaso miserablemente (con excepción de lo que se desarrolló en Europa, por supuesto). Más aterrador aún, es que un miembro del órgano que controla toda la política monetaria nacional, no tenga los conocimientos de lo que hace diez años pasó, cuando el FMI y el BM trataron de solucionar la crisis que en aquella época se desarrollaba, dado que lo único que hicieron fue empeorarla.



Desde hace un tiempo, las críticas al Fondo Monetario y al Banco Mundial se venían haciendo más y más fuertes, así como más y más comunes en todo el mundo. Dado el fracaso que se mencionó anteriormente, y las inmensas facilidades para adquirir créditos a nivel mundial, muchas personas se preguntaban si no era mejor acabar con el Fondo Monetario y el Banco Mundial. Sumado a esto, es de recordar que países como Brasil, Argentina y Venezuela pre pagaron su deuda con ellos, por lo que se hacía más fuerza para su fin. Por otro lado, es de decir que los países no le pedían más dinero, dado que era más fácil y menos doloroso para sus economías sí se lo buscaban por otros medios. Personalmente me parece que ambas instituciones debieron liquidarse en aquellos días, y me parce que como eso no se hizo, deberían liquidarse hoy.

Actualmente, la banca multilateral ha tenido una importante participación en los países más afectador por lo que sucedió en Wall Street. Países como Ucrania, Islandia, y Hungría, han requerido y usado los préstamos de ambas instituciones, como un rescate necesario para salir de su atolladero. Ambos órganos internacionales han sido muy oportunos a la hora de abrir su línea de crédito, algo que tiene tanto de financiero como de publicitario.

Es eso lo que explica el ofrecimiento inmediato de US$200.000 millones, además de la posibilidad de poder conseguir otros US$50.000 millones por parte del FMI, para que los países que los necesiten puedan acudir a ellos. Como complemento de esto, la institución dispone de una línea de créditos a corto plazo, que tiene la doble característica de otorgársele sólo a países que están muy bien manejados, y que están llenos de las exigencias del pasado. Por su lado, el Banco Mundial prometió el aumento de la cantidad de dinero prestado en una cantidad tres veces mayor a la actual, pasando de US$13.000 millones a más de US$35.000.

No obstante lo anterior, la verdad es que las críticas a los organismo son cada vez más compartidas y los problemas que las azotan a su interior son cada vez más y más profundos. Uno de los elementos que parece que no se van a cambiar a futuro, es la actitud que los Estados Unidos y Europa tienen frente a ambos, puesto que al ser ellos quienes más cuota tienen, manejan ambas multilaterales a su antojo y sobre la base de que primen sus intereses.

Tanto Paul Wolfowits en el BM como Rodrigo Rato en el FMI, fueron miembros que salieron anticipadamente de ambas instituciones, y con muchos problemas sobre corrupción y malos manejos. El actual presidente del FMI, el francés Dominique Strauss-Kahn ya ha tenido los suyos y no lleva mucho tiempo en el cargo. Parece haber una especie de desprecio y de tremenda irresponsabilidad a la hora de asignar a los presidentes de ambos organismos. Por lo anterior, se ha pedido que países como China y Brasil tengan una mayor cuota y un mayor peso en las dos instituciones de Bretton Woods.

No obstante lo anterior, el principal problema y crítica de ambos organismo es que no han cumplido con la misión para la que fueron creados. Por un lado, el FMI no ha evitado ninguna crisis, y por el contrario su participación a la hora de ayudar a los países ha tenido la consecuencia de que empeora lo que fue arreglar; mientras que el Banco Mundial se ha visto absolutamente impotente para frenar la endémica pobreza a nivel mundial.

Cierto es, tal y como comenta mi amigo, que es importante ver que de los errores ambos han aprendido, y que las actuaciones de ellos de hoy en día son diferentes a las que tuvieron en el pasado. El actual presidente del Fondo quiere fortalecer el papel de guardián de la economía global para el que fue creado, hecho que ha tenido como respuesta la favorabilidad total frente a la propuesta de la Unión Europea, la que le pedía al Fondo que revisara los sistemas financieros de sus más de 185 miembros. Así mismo, el BM ha dicho querer centrarse en estos préstamos en los programas y asuntos sociales que más afectan a los países del mundo, centrando la entrega del dinero a las personas más necesitadas.

Frente a esto hay que dar un margen de espera, dado que de ser cierto esto, ambas instituciones serían de mucha ayuda. Personalmente creo que el modelo económico que ambas instituciones manejan y que está muy interiorizado por ellas es obsoleto, y por lo tanto deberían desaparecer ambas. En la actualidad los fondos regionales parecen ser más adecuados para las inmensas necesidades con las que el mundo debe lidiar cada día.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...