Cuatro clásicos, tres títulos, dos meses, un vencedor

El partido de vuelta de los cuartos de final de la Liga de Campeones ha querido que Barça y Madrid se enfrenten en las semifinales del torneo continental después de solventar con bastante comodidad sus eliminatorias ante Shakhtar y Tottenham. Las aficiones estaban deseando que los dos grandes del fútbol español pasaran a semifinales y se enfrentaran en dos clásicos más. Ahora es una realidad. Los próximos 27 de abril y 3 de mayo el Bernabéu y el Camp Nou vivirán dos citas mágicas.

Primer clásico el 16 de abril / Foto: Getty Images

con la semifinales a pocos días es importante analizar todo lo que puede suponer el hecho de que, entre abril y mayo, se disputen cuatro clásicos en Barça y Madrid. Vayamos paso a paso siguiendo el calendario. La primera cita marcada en rojo es la del 16 de abril, en partido de Liga en el Bernabéu. Los azulgrana llegarán al feudo blanco con una ventaja de ocho puntos, con lo cual los de Guardiola sólo perderían la Liga pinchando en tres de los siete encuentros que quedan y con un pleno de victorias del Madrid. Incluso perdiendo en el Bernabéu, los de Guardiola seguirían con muchas opciones de conseguir el título liguero, pero ni ese aspecto parece que pueda rebajar la tensión del encuentro. En el caso de que fuera el último duelo de la temporada y con la liga muy favorable a los azulgrana, podría haber sido un encuentro más tranquilo. Pero nada apunta a ello.

Y es que sólo cuatro días después, el 20 de abril, Mestalla vivirá una final de Copa del Rey de alto voltaje. Será probablemente el duelo más tenso de los cuatro que se vivirán en las próximas semanas. Un encuentro y un título en juego en campo neutral con las dos aficiones empujando a sus equipos en una olla a presión como es el estadio valenciano. De los cuatro encuentros este es el que más incertidumbre me causa respecto al resultado por el hecho de ser una final y en estadio neutral.

Pero quedan dos encuentros más. El primero será el 27 de abril, nuevamente en el Bernabéu. La tensión será máxima y los resultados de los dos partidos anteriores marcarán buena parte del ambiente previo a la eliminatoria de Champions. A dos partidos Barça y Madrid son probablemente los dos mejores en Europa, con lo cual se presume mucha igualdad y no se prevé que la ida defina a un claro finalista de la competición.

El 3 de mayo llegará el partido del Camp Nou, a mi parecer una gran baza para que el Barcelona logre el pase si consigue un buen resultado en feudo madridista.

Más que el resultado de cada encuentro, el hecho de vivir cuatro clásicos en tres competiciones diferentes, sólo en dos meses de competición -en realidad sólo 18 días de diferencia-, puede dar como resultado final un único vencedor, por lo menos moral. La posibilidad de que un equipo venza en los cuatro encuentros parece remota, pero podría ser un golpe muy duro para el perdedor. Lo mismo ocurriría si el mismo equipo se lleva la Copa y el pase a la final de la Liga de Campeones. Estamos hablando, por lo tanto, más que de cuatro clásicos, de una pugna por demostrar las diferencias reales que hay entre el Barça de Guardiola y el Real Madrid de Mourinho. Preparaos porque vamos a vivir unas semanas de intensidad futbolística prácticamente única.

Además de los propios encuentros, se espera un entorno muy movido conociendo las formas de los dos técnicos y las declaraciones que pueden surgir con el paso de los encuentros, pese a que de entrada haya prudencia en los dos conjuntos. Cuatro clásicos, tres títulos, dos meses y, probablemente, un vencedor moral y deportivo.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...