Consejos para conducir con el menor desgaste posible de los neumáticos

Para reducir de la mejor forma posible el desgaste de los neumáticos tenemos que intentar conducir siempre por superficies bien asfaltadas.

Puede que pensemos que conducir por una superficie abrupta nos proporcione una sensación más emocionante al volante, aprovechando mejor las características de nuestro vehículo, pero debemos saber que el desgaste de los neumáticos varía dependiendo del terreno que atravesemos. No es lo mismo conducir por una autopista bien asfaltada que hacerlo a través de las carreteras de la montaña.

Si bien se suele pensar que no importa el tipo de superficie sobre el que se conduce, esto es un mito que Michelín está ayudando a eliminar. Las estadísticas indican que si conducimos en carreteras de montaña vamos a realizar el desgaste de los neumáticos en un total de cinco veces más a que si estuviéramos conduciendo por la autopista.

Por eso en muchas ocasiones es preferible que decidamos conducir en una superficie bien asfaltada que en otra que resulte más dañina para los neumáticos.

Ahorraremos mucho más y será muy beneficioso para la durabilidad de los neumáticos que optemos siempre por los terrenos más adecuados y menos complicados. Esto evitará que el desgaste que sufran los neumáticos llegue a su máximo a una velocidad demasiado temprana. Si conducimos de forma deportiva por este tipo de lugares el esfuerzo que acumularán los neumáticos será muy superior y lo acabaremos pagando.

Así que aunque a corto plazo este tipo de conducción nos pueda proporcionar diversión, a largo plazo notaremos el desgaste y las consecuencias del proceso. Para los coches que tengamos en la empresa será un dato a tener muy en cuenta si queremos ahorrar lo máximo posible.

michelin7

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...