Consejos para aumentar tu nivel de creatividad

Te damos algunos consejos que te proporcionarán apoyo para que llegues a tener ideas más creativas.

La creatividad es imprescindible para la mayor parte de los trabajos. Cuanto más creativos somos, mejores resultados obtenemos, al menos más originales y con posibilidades de marcar la diferencia. Pero no siempre es fácil dar rienda suelta a toda nuestra creatividad y tener buenas ideas. Por ello es conveniente que apliques una serie de recomendaciones que te vamos a dar. Así podrás alcanzar tu máximo rendimiento y cumplir con tus objetivos de una manera más satisfactoria.

Crea un entorno que resulte creativo

Si te rodeas de creatividad, será más fácil que tengas pensamientos creativos. Lo más recomendable es que tengas una decoración en la que apuestes por colores verdes y azules. Son los que está demostrado que ayudan más a sentirse creativos y a conseguir hacer uso de toda la creatividad que tenemos en nuestro interior. Se han realizado varios estudios y las conclusiones son muy claras: las paredes pintadas de color azul o de color verde despiertan la creatividad y la capacidad para tener ideas innovadoras.

Haz cosas creativas

Cuando llevas a cabo tareas creativas, al final esa dinámica acaba beneficiándote en todos los aspectos. Cada persona tiene algunas cosas con las que se siente más inspirado creativamente. No tienen que ser tareas aplicables a tu trabajo, puesto que lo que estás buscando es activar la creatividad. Por ejemplo, si lo que te inspira es hacer vídeos y editarlos con distintos efectos, no es una mala idea que hagas uno. Cuando lo acabes, te sentirás más lleno creativamente y lo más probable es que eso te beneficie en el momento en el que vuelvas a ponerte con el trabajo después de esa pequeña pausa.

Piensa a lo grande

Está demostrado que, si piensas en que tu trabajo llegará a millones de personas, lo más posible es que te inspires más y lo hagas mejor. Entre pensar que tu trabajo lo va a ver todo el mundo y que no lo va a ver nadie, lo primero es más positivo para la búsqueda de unos buenos resultados. Piensa que, lo que estés haciendo, tiene posibilidades de llegar a miles y miles de personas. Eso despertará tu creatividad y te permitirá alcanzar las mejores ideas a las que puedas dar forma. En cierta manera, se activará tu afán de superación personal y esa intención de llegar a dar lo mejor de ti mismo sabiendo que habrá miles de personas atentas a lo que hagas.

Nunca olvides tus objetivos

Se han hecho estudios en los que se buscaba comprobar si la automotivación personal podía llegar a influir en el nivel de creatividad que se demuestra en el trabajo día a día. Todos ellos han apuntado a lo mismo: tener sueños y objetivos por los que se hace el trabajo es muy beneficioso para que se obtengan resultados más creativos. La idea es que, quienes sueñan y tienen objetivos, tratan de superar sus límites, ser mejores y más creativos, con la intención de alcanzar cotas de genialidad tan altas que les acerquen a sus metas. Por lo tanto, si ya has olvidado cuáles eran tus sueños, intenta retomarlos. Ponte objetivos personales y no trabajes simplemente por trabajar. Siempre hay que tener metas, objetivos y sueños que cumplir.

No creas que estás limitado

Es posible que, a lo largo de tu vida, hayas oído a personas decirte que no eras creativo y que no merecía la pena que te esforzases, porque tener ideas originales no era lo tuyo. ¡No les hagas caso! No hay que limitarse. Piensa que eres capaz de cualquier cosa y que seguro que no has llegado a sacar el máximo potencial del que puedes hacer gala. Hay quienes son creativos con más facilidad, mientras que a otras personas les cuesta más. No importa si te cuesta más o menos, pero no dejes de intentar ser creativo.

Esto es algo que nos recuerda a cómo hace años se decía que había personas que tenían un lado del cerebro más desarrollado y que, por eso, eran más analíticas o más creativas. Esos estudios se han tirado por tierra y se ha confirmado, en años recientes, que no eran correctos. Así que no pienses que no puedes ser creativo. ¡Todo el mundo puede serlo!

No te cierres a nada

Ser creativo, a veces, significa tener una fuente de ideas que llegan desde todas las direcciones. Y, para poder tener esas ideas, lo que tenemos que hacer es vivir y experimentar. Por ello, es conveniente que nunca te cierres a nada y que no dejes que la vida te presione de forma que tengas que decir que no a todo. No tengas miedo por experimentar y probar cosas nuevas. Quién sabe si una de esas experiencias va a ser lo que haga que tu cerebro haga clic con una idea creativa que cambie el mundo o, por lo menos, tu vida.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...