Antonio Gala hace público su cáncer

El escritor Antonio Gala, nacido en la localidad de Brazatortas, Ciudad Real, en algún año entre 1930 y 1936 (nunca ha querido aclarar la fecha de su nacimiento) ha anunciado hoy a través de la columna que escribe en el periódico El Mundo que padece un tumor «de difícil extirpación» y que actualmente se encuentra luchando contra la muerte gracias a lo que él llama «un doble aliado: la radioterapia y la quimioterapia«. Así desvela el escritor de Más Allá del Jardín o El Manuscrito Carmesí uno de sus secretos mejor guardados, razón por la cual el autor habría aminorado su ritmo de escritura, limitando la producción literaria a sus breves artículos de opinión, que se publican bajo el nombre de troneras. De hecho, el propio Gala ha dado a entender en algunas ocasiones que no habrá más manuscritos después de El Pedestal de las Estatuas, su última novela.

Antonio Gala.

«Ahora padezco un cáncer de difícil extirpación. Y estoy sometido, para tratar de librarme, a un largo puteo, que es igual que una guerra de la que soy el campo de batalla«. Así explica Antonio Gala el proceso por el que está pasando en estos momentos, añadiendo que piensa ganarle la partida a la muerte: «Trataré, con todo, de defraudar a la muerte una vez más: la última«. Recordemos que Gala ya se sometió a una agresiva cirugía a principios de los años 70, razón por la cual empezó a usar el que se ha convertido en su símbolo de distinción: sus ya tradicionales bastones.

Hasta la fecha han sido varias las personalidades de la vida pública que han decidido no esconder una enfermedad como es el cáncer. Tal es el caso de la vedette Bárbara Rey, la cantante Lolita o la misma presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, que hace unos meses reconocía tener cáncer de mama. En esta ocasión le ha tocado el turno a Antonio Gala. Una iniciativa, la de la total sinceridad sobre los estragos del cáncer, que puede hacer mucho por la normalización de una enfermedad cada vez más extendida. En su caso, no se trata de hacer un llamamiento de solidaridad global, sino de relatar crudamente lo que supone convivir con la muerte. «La enfermedad nunca es una forma de tristeza ni una metáfora ni una melancolía: es un camino incómodo, que lleva o no a la muerte con o sin rapidez«, escribe Gala con su particular prosa.

Foto por AlexSlocker en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...