Alfredo di Stefano, el alma del fútbol, dice adiós

El corazón de la Saeta Rubia no ha podido con su último asalto y después de 2 días hospitalizado ha fallecido en el Hospital Gregorio Marañón de Madrid.

Alfredo Di Stefano

A los 88 años el corazón de Alfredo di Stefano se ha parado. La esencia del fútbol por excelencia fallecía ayer en el hospital donde llevaba ingresado y en coma desde el pasado sábado, cuando sufrió una parada cardiorrespiratoria en el barrio de Chanmartín, cerca del Santiago Bernabéu. Tras 18 minutos de reanimación era intubado y trasladado hasta el Hospital Gregorio Marañón, donde ayer lunes por la mañana los médicos certificaban a la familia su muerte cerebral.

Esta no era la primera vez que el corazón de la ‘Saeta Rubia’ se debilitaba en los últimos años. De hecho, en 2005 ya permaneció 15 días en la UVI del Hospital La Fe de Valencia, donde fue intervenido para realizarle un cuádruple bypass tras sufrir un infarto de miocardio. Pero esta vez Di Stefano no ha podido vencer y, tras 2 días de lucha, esa misma que siempre le ha caracterizado tanto dentro como fuera del campo, el alma del fútbol mundial decía adiós para siempre. Todo aquel que quiera despedirse de él podrá hacerlo a partir de las 10:30 h de hoy en el palco de honor del Santiago Bernabéu, donde se ha instalado la capilla ardiente.

El fútbol llora ahora la pérdida de toda una leyenda cuya trayectoria profesional empezó en el River de su Argentina natal. De ahí, pasó al Millonarios, pero fue en el Real Madrid donde alcanzó la gloria y regaló al mundo su mejor fútbol, su técnica y su arte. En el club blanco consiguió 5 Copas de Europa, 8 Ligas y una Copa Intercontinental. Todo un artista del balón que pese a acabar su carrera a los 40 años en el Espanyol, amó el fútbol demasiado como para abandonarlo. Así, pasó del terreno de juego al banquillo y ejerció como entrenador en numerosos equipos: Elche, Boca, River Plate, Valencia -con quien ganó la Liga de 1971, la Recopa en 1980 y volvió a Primera División tras bajar a Segunda en la temporada 1985/86-  Sporting de Lisboa, Real Madrid, Rayo y Castellón.

Sus 20 años como profesional y un palmarés de altura avalan a este mito que deleitó con su fútbol a seguidores, compañeros de equipo y rivales. Un especialista de la pelota, a la que solía llamar La Vieja, que marcó un antes y un después en la historia del fútbol. Ahora su llama se apaga, pero deja un legado que continúa pasando de generación en generación y un deporte eternamente agradecido.

Vía: El PaísEuropa Press

Foto / Calciostreaming

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...