Las mujeres saudíes se ponen al volante

Que una mujer vaya al volante de su propio vehículo en Arabia Saudí es sinónimo de cárcel desde 1990. Por ello, y dada la merma de su libertad que supone esta norma, las mujeres saudíes han decidido desafiar al gobierno de la única forma posible en este caso: conduciendo.

Ha sido una de las noticias más destacadas de la semana y, sin embargo, a cualquier mujer occidental le parecerá lo más normal del mundo: las mujeres saudíes han salido a la calle conduciendo sus propios vehículos. Y es que, en Arabia Saudí, ser mujer y conducir (incluso teniendo carnet) es motivo de arresto. Por ello, la ONG Amnistía Internacional ha puesto en marcha  una ciberacción en la web www.actuaconamnistia.org dirigida al embajador en España de Arabia Saudí para pedir que no arresten a las mujeres que tengan carnet y quieran conducir.

La campaña ha coincidido con la iniciativa de un grupo de mujeres  saudíes que se ha propuesto desafiar una prohibición vigente desde 1990 y que impide a las mujeres conducir. Con el objetivo de cambiar el trato como ciudadanas de segunda que reciben ahora mismo las saudíes, una campaña promovida a través de la red por este grupo de ‘valientes’ ha pedido a las mujeres con permisos de conducir internacionales que empiecen a conducir. Y ha puesto fecha: desde el viernes pasado las mujeres saudíes dispuestas a hacer caso a este llamamiento, han salido con sus coches a la calle desafiando al gobierno y a todos aquellos que insisten en limitar sus vidas.

Conducir no es algo posible para una mujer en Arabia Saudi

«El hecho de que a las mujeres no se les permita conducir en Arabia Saudí supone un obstáculo enorme a su libertad de circulación y merma en gran medida su capacidad de realizar las actividades cotidianas que consideren oportuno, como ir al trabajo, al supermercado o a recoger a los niños al colegio», ha declarado Philip Luther, director adjunto de Amnistía Internacional para Oriente Medio y el Norte de África.

«Las autoridades saudíes no deben detener a las mujeres con carnet que quieran conducir y deben concederles los mismos privilegios que a los hombres en esta materia«, añadió. «Éste es un ejemplo más de los numerosos aspectos de la vida en que se impide a las mujeres ejercer sus Derechos Humanos y su autonomía en Arabia Saudí».

Y es que la polémica en torno a esta norma, aunque siempre ha existido, se incrementaba el mes pasado, después de que las autoridades de la ciudad de Al Jobar, situada en la Provincia Oriental, detuvieran a Manal al Sharif, asesora de seguridad informática de 32 años, por haber conducido en más de una ocasión y haber colgado en YouTube un vídeo en el que animaba a otras mujeres a hacer lo mismo. La joven fue puesta en libertad 10 días después tras obligarla a firmar un documento en el que se comprometía a no volver a conducir.

Tras su detención, según los informes, han sido varias las mujeres a las que se ha detenido en diversas ocasiones por conducir en distintas zonas de Arabia Saudí y a las que se ha puesto en libertad poco después de que firmaran documentos en los que se comprometían a no conducir en el futuro.

Imagen: CMuñoz en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...