¿Es necesario tener un socio para crear una startup?

Un estudio profundiza en la teoría que dice que una startup debería contar al menos con dos socios fundadores.

El apoyo de un socio

En la actualidad hay muchos emprendedores que deciden forjar su propio futuro y crear un negocio que le reporte ganancias y una gran reputación. De hecho, cada vez son más las personas que se decantan por este camino, aunque todavía hay quienes no logran dar ese primer paso, porque a pesar de tener una buena idea en la cabeza les falta un respaldo, un apoyo, o lo que es lo mismo, un cofundador. A menudo solemos leer que para crear un nuevo negocio y lanzarlo al mercado es imprescindible que contemos con al menos un socio más. ¿Pero es imprescindible?

Hay expertos del sector piensan que lanzarse con una startup en solitario puede ser una auténtica locura. No obstante, a diario vemos nuevos negocios que debutan con un solo fundador e incluso la plataforma CrunchBase ha hablado de ello de forma específica tras estudiarlo.

Para ponernos un poco en situación sobre el tema, hay que comentar que CrunchBase es una plataforma a través de la cual se pueden extraer datos e información en materia comercial sobre empresas tanto públicas como privadas. Es por ello que vamos a centrarnos en un reciente estudio que ha llevado a cabo en el que se demuestra que las startups que se han creado con un solo fundador en su mayoría han logrado alcanzar el éxito.

Más allá de las fuertes creencias de que un equipo de dos como mínimo es mucho mejor para comenzar una nueva andadura empresarial, según los resultados que se han obtenido a través de este análisis todos aquellos que quieran crear su propia startup en solitario, deberían lanzarse a la aventura.

Hay que tener en cuenta que en la plataforma CrunchBase están almacenados muchos datos sobre numerosas empresas, motivo por el cual el estudio se ha realizado teniendo en cuenta dos parámetros fundamentales. Por un lado se han estudiado las startups que han sido capaces de recaudar más de 10 millones de dólares de fondos y por otro las compañías que se aseguraron una buena salida al mercado de una u otra manera, ya sea por medio de una nueva adquisición o con un IPO.

Los números que presentan los grupos varían en cierta medida, pero se aprecia que hay muchas similitudes entre ellos. Hace 10 años el promedio de fundadores de las compañías consideradas exitosas era de 2.09, por lo que al menos estas startups contaban con 2 socios fundadores. Sin embargo, esta tendencia ha cambiado y ahora la gran mayoría de compañías que se engloban en estos dos grupos no llegan a tener dos personas al frente. Veamos cuáles son los números que se han obtenido.

Pareja de socios

Startups que pertenecen al primer grupo

Las compañías del primer grupo son aquellas que han logrado reunir más de 10 millones de dólares de fondos. Atendiendo a la información sacada de la plataforma CrunchBase tenemos que decir que un total de 7.348 empresas encajaban con este perfil. Para nuestro asombro, casi la mitad de ellas contaban con tan solo un fundador, mientras que apenas un tercio del total tenía dos socios. En cuanto a las startups que presentaban 3 o más fundadores, conformaban el 22%. Los resultados son claros, el promedio de fundadores dentro de este grupo es de 1.85.

Las startups del segundo grupo

En este segundo grupo se han tomado los datos de las compañías que se aseguraron una buena salida al mercado. Aquí nos encontramos con algo menos, un total de 6.191 empresas que se catalogan dentro de este grupo. En este grupo la teoría de un solo fundador es mucho más llamativa. De hecho, en esta ocasión más de la mitad de las empresas cuentan con un solo socio de inicio y algo menos de un tercio presentan dos fundadores. En cuanto a aquellas startups que tienen 3 o más socios, el porcentaje que ocupan es del 18%. Por tanto, teniendo en cuenta estos datos, en este caso el promedio de fundadores es de 1.72, un número que se aleja aún más de los 2 fundadores que en el caso anterior.

¿Es recomendable crear una startup en solitario?

Los números no mienten, pero esto no quiere decir que crear una startup en solitario sea lo más recomendable. Si bien es cierto que puedes hacerlo de forma exitosa como te acabamos de demostrar, lo ideal es que al menos contemos con otro socio, un apoyo que te ayude a crear un equipo sólido y que se muestre más atractivo de cara a los inversores. Existen muchas historias de éxito en solitario, como es el caso de Drew Houston con Dropbox o Eric Migicovsky con Pebble, pero los expertos aconsejan que en la medida de lo posible los fundadores de un nuevo negocio sean dos.

No obstante, si somos lobos solitarios o no hemos encontrado nadie que pueda liderar el barco junto a nosotros de una forma tan eficiente, al menos tenemos que saber que otros han triunfado en este tipo de situación.

Vía: Techcrunch

Foto: sasint – marusya21111999

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...