Un buen control de stock

Cuando nos embarcamos en crear un comercio online, lo primero que debemos hacer es tener un buen control de nuestro stock, ya que a diferencia de un comercio tradicional, es más difícil poder llevar un control de todo el material que disponemos, dado que el cliente no esta en el lugar de la venta.

El control de stock es básico en la gestión de todo negocio

En el momento que decidimos crear  nuestra tienda online una de las primera cuestiones que debemos plantearnos y por tanto tener en cuenta es el control de stock. Es uno de los puntos claves y básicos en la gestión de todo tipo de negocio, en más razón y motivo cuando estamos realizando la compra  a través del comercio electrónico y este ya se ha pagado de forma anticipada. Ya que un simple fallo de este tipo ya nos puede ocasionar algunas pérdidas de clientes, por tanto el control de stock es imprescindible para lograr el éxito de nuestro negocio online.

Estamos acostumbrados a encontrar en el comercio tradicional, que antes de realizar el pago comprobamos el almacén y en caso de que el producto deseado por el cliente está agotado informamos inmediatamente a este. Pues, tendríamos que realizar este mismo proceso en la tienda online. Así pues, si utilizamos este modo, en el momento en que nuestro sistema de gestión detecte que se nos han agotado los artículos que el cliente deseé, es imprescindible que lo marquemos en la web como producto agotado.

También cave la posibilidad de que pueda aparecer algún tipo de problema, por motivos de caché o refresco, los cuales llevan al cliente a realizar el proceso de compra creyendo que este está disponible. En todo caso, lo correcto sería realizar una comprobación previa en el momento de efectuar el pago del producto.

Si nos encontrásemos con la situación de que el artículo seleccionado no se encuentra en stock, lo primero que deberíamos hacer es informar al cliente , así como informarle de todas las alternativas disponibles, si lo vamos a reponer en un periodo breve de tiempo, si anulamos el pedido o si procedemos el reembolso de este.

Una de las opciones que podemos elegir es demorar el envío del producto sin ninguna información esperando así la llegada del producto, que en la mayoría de ocasiones forma parte de un lote, o también podemos enviar directamente el resto de artículos y realizar el reembolso.

En la mayoría de las situaciones es el producto principal el que falta, así pues se añadieron la mayoría de estos como complemento al él o para llegar a la cantidad de dinero mínima para realizar un envío gratuito. Realizando este proceso ganamos una venta pero lo más seguro es que hayamos perdido un cliente.

Foto: Comcinco

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...