Médicos Sin Fronteras abandona Somalia ante la violencia del país

La situación de total anarquía, violencia desmedida, numerosa existencia de grupos radicales islamistas y grupos terroristas ha hecho de Somalia uno de los pocos países en los que las distintas ONG no se atrevan a pisar.

msf

El total abandono y extrema corrupción del país del cuerno de África, ha hecho que se produzcan numerosas agresiones y ataques a los trabajadores de las distintas ONG. Las agresiones son reivindicadas por el grupo islamista extremista Al Shabaab y por otros hombres armados. Todo esto auspiciado por funcionarios corruptos.

En este marco se encuadra la decisión de la ONG, Médicos Sin Fronteras (MSF), que anunciaba esta semana que se retiraba de Somalia, donde ofrece asistencia y brinda atención médica desde veinte años y atendía a 50.000 personas cada mes. A esto hay que sumar las 16 víctimas que MSF ha perdido por los grupos violentos del país.

La decisión se comunicó en una rueda de prensa en Kenia el 14 de agosto por Unni Karunakara, presidente internacional de MSF.

La gota que colmó el vaso fue darnos cuenta de que las autoridades, combatientes armados y líderes comunitarios apoyaban activamente o aprobaban tácitamente los ataques, los secuestros y los asesinatos sufridos por nuestro personal”, explicó Karunakara.

Pero MSF no es la única organización que ha decidido abandonar el país ante el peligro de sus trabajadores, la mayoría de las ONG internacionales han retirado a todo el personal no esencial de este país. Ya que, según el analista Hassan Abukar, “la nueva dinámica de las facciones de Al Shabaab que se pelean entre sí por el control del territorio” a lo que ha añadido que “los combates internos del grupo extremista y el alejamiento del veterano líder jeque Hassan Dahir Aweys, en julio, podrían ser señales de que la violencia va a continuar”.

La gran parte perjudicada es la población somalí, la cual, además de sufrir los incesantes ataques y violencia de los grupos terroristas del país, tiene que hacer frente a la carencia de ONG, que tan importantes son para este país.
«Por desgracia, el pueblo somalí pagará el coste más alto. La mayoría de la gente no conoce el país sin guerra ni hambre», dijo Karunakara. Ya que como dice el último informe del Grupo de Control de la ONU sobre Somalia, “el gobierno de este país no puede controlar su territorio sin apoyo internacional».

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...