Campaña contra las agresiones sexistas en San Fermín

San Fermín ha empezado con una llamada para evitar que se repitan agresiones sexistas como las del año pasado.

Tres imágenes marcaron los sanfermines del año pasado. La primera, la ikurriña gigante que colgaron frente al balcón del Ayuntamiento de Pamplona y retrasó el Txupinazo. La segunda, el tapón a la entrada a la plaza en el séptimo encierros. Y la tercera y más desagradable, las jóvenes sin camiseta manoseadas tanto en el Txupinazo como en otros momentos de San Fermín. Para evitar que se repita esta última escena, el ayuntamiento ha puesto en marcha una campaña contra las agresiones sexistas.

Desde el consistorio pamplonica señalan que la masificación de los sanfermines y el gran consumo de alcohol refuerzan la sensación de «impunidad» de los agresores, por lo que antes del inicio de las fiestas se puso en marcha la campaña Por unos sanfermines libres de agresiones sexistas. Sin embargo, la llamada del Ayuntamiento no ha tenido demasiado éxito ya que durante el Txupinazo del pasado domingo se volvieron a vivir las escenas y vejaciones que el consistorio quiere evitar a toda costa.

Para hacer frente a estas agresiones, el Ayuntamiento de Pamplona ha puesto en marcha un dispositivo especial en el que participan tanto la policía navarra como la local. Los agentes se dedicarán a vigilar las posibles agresiones, aunque no siempre es fácil especialmente en un ambiente tan masificado como el que se vive en la plaza. Por eso, los agentes vigilarán desde los balcones para tratar de identificar a los posibles agresores, denunciarlos y, si es necesario, detenerlos.

Además de incrementar la presencia policial, desde el Ayuntamiento también han hecho una llamada a los ciudadanos para que rechacen situaciones vejatorias hacia las mujeres. El Txupinazo es un momento crítico, pero no el único, por eso la campaña de concienciaicón va más allá del día 6. La costumbre de enseñar los pechos en la Plaza del Ayuntamiento durante las fiestas está muy extendida entre las turistas extranjeras, lo que en ocasiones deriva en abusos que se extienden a otras mujeres ajenas a ello.

Solo el año pasado se registraron 40 denuncias por agresiones sexuales durante los sanfermines. Los colectivos feministas y diferentes asociaciones sociales ya denunciaron el año pasado que los actos festivos de los sanfermines se habían convertido en ocasiones en actos de violencia de género; mientras que desde el Ayuntamiento recuerdan que hay que enfrentarse a todos los tipos de violencia sexista, desde los piropos a los tocamientos o el acoso, ya que el origen es la misma falta de respeto hacia las mujeres.

Vía: La Vanguardia

Foto: LpstkLibrarian

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...