Trucos para terminar un discurso de manera exitosa

Os damos algunas ideas para que podáis llegar a terminar un discurso dejando una buena sensación entre los oyentes.

terminar un discurso

De nada nos sirve llevar un tiempo preparando un buen discurso si luego a la hora de exponerlo no sabemos bien cómo interpretarlo. De igual modo, la forma en la que la hayamos escrito, el manejo de la palabra o una sintaxis sencilla puede ser determinante y hacer que nuestro discurso sea todo un éxito o, por el contrario, un verdadero fracaso irremediable. Existen muchos trucos, fáciles de llevar a cabo, para convertirnos en unos expertos oradores y acabar nuestro discurso de la mejor forma posible. Es por ello que te hemos preparado en este artículo algunos consejos con los que marcarás la diferencia.

Crea un discurso circular con un buen cierre

Uno de los trucos más utilizados a la hora de finalizar un discurso es hacer referencia a las frases o citas que has empleado en el comienzo del mismo. Algo tan sencillo como una pregunta o una simple anécdota puede ayudarnos a entablar una conexión entre el principio y el final y terminar con un discurso excelente.

Invitando a los presentes

Otro de los consejos que queremos darte para finalizar tu discurso es incitar al público a que lleve a cabo alguna acción, por poner un ejemplo. Lo mejor en estos casos es apelar a las emociones y los sentimientos de los allí presentes. Así lograrás suscitar un mayor interés.

No te olvides de las gracias

Por supuesto, en cualquier discurso que se precie siempre debemos acabar dándole las gracias al público por la atención que nos ha prestado. No hay que darle demasiadas vueltas a esto, simplemente, cuando finalices tu discurso, haz una breve pausa para tomar aire y acaba con un “muchas gracias”. Te quedará perfecto.

Recordar lo que hemos dicho

Si quieres tener un buen final y hacer hincapié en las ideas fundamentales de tu discurso, sin duda es el momento perfecto. Aprovecha los últimos minutos de tu tiempo para realizar un breve resumen de las ideas más importantes de todo lo que has comentado. Eso sí, no te pases enumerándolas, con 2 o 3 de ellas que vuelvas a repetir, será más que suficiente.

No caigas en los tópicos

Por último, tenemos que hacer referencia a los tópicos. Aunque muchas veces los utilizamos para acabar nuestro discurso, en realidad no quedan bien. Frases clásicas como “termino enseguida”, “acabo de forma breve” o “no quiero cansaros”, es mejor eliminarlas si queremos acabar nuestro discurso de forma exitosa.

Foto: Skitterphoto

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...