7-Eleven comienza a repartir pedidos en parques y bancos

La nueva función de la app de 7-Eleven permite que pidamos todo tipo de productos desde parques, playas o bancos.

App 7-Eleven

Pongamos que no estamos en casa. Digamos que no es que no estemos en casa, sino que realmente no estamos en ningún sitio concreto. Pero al mismo tiempo nos apetece pedir algo de comida de la tienda, y en este caso hablamos de una tienda de 24 horas como 7-Eleven. Hasta ahora la opción era buscar un 7-Eleven y dependiendo del país en el que nos encontremos no es algo precisamente complicado. Pero con la última novedad de la aplicación 7NOW, la app de la cadena de tiendas, vamos a tenerlo aún más fácil para comprar “a domicilio”.

Porque la última idea que ha tenido 7-Eleven es habilitar que los usuarios puedan tener la oportunidad de realizar pedidos que sean entregados en localizaciones públicas y no en una dirección al uso. Así que si estamos en una ciudad desconocida o nos hemos ido a caminar lejos de casa o cualquier otra situación similar, podemos hacer un pedido con la app para que nos lo repartan en un parque o en un banco (un banco en el que sentarnos, no en la oficina de una entidad bancaria).

Así, si estamos en un parque o incluso en la playa, en un estadio deportivo o cualquier otro lugar de este tipo, 7-Eleven se ocupará de llevarnos lo que necesitemos. De momento esto solo se aplica a Estados Unidos, así que habrá que ver cómo les funciona allí para comprobar si también llevan la idea a otros países en los que la cadena tiene presencia.

No es que vayamos a poder pedir a 7-Eleven desde cualquier punto del parque, aunque imaginamos que con geolocalización sería posible, sino que lo haremos desde uno de los cientos de puntos de recogida virtuales que se han instalado a lo largo y ancho de las ciudades de Estados Unidos. Solo tendremos que pararnos en uno de estos puntos y esperar a que venga el repartidor con lo que hayamos pedido. Lo interesante es que podemos pedir prácticamente cualquier cosa, así que si nos apetece un slurpee y la pereza nos impide acercarnos a la tienda más cercana, solo tenemos que usar la app para pedirlo. El compromiso está en que el reparto se realizará en un periodo de 30 minutos.

Dicen desde 7-Eleven que su prioridad en estos momentos es reinventarse de manera que ofrezcan un servicio al cliente prácticamente obsesivo en cuanto a la necesidad de complacer al público. Por eso quieren ser la cadena de tiendas en la cual los consumidores piensen cuando necesiten algo de comer, de beber u otro tipo de productos mientras están disfrutando de una tarde en el parque, en un partido deportivo o tomando el sol en la playa.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...