La Caixa reparte un prorateo del 74% de sus bonos convertibles

La Caixa reparte un prorateo del 74% de sus bonos convertibles

Viento en popa a toda vela en el proceso de capitalización. La semana pasada, La Caixa cerró co éxito a través de la comercialización en sus oficinas, la emisión de obligaciones subordinadas convertibles en acciones de Caixa Bank, la nueva entidad creada por la antigua caja catalana, por importe de 1.500 millones de euros. Dicho capital permitirá a la nueva entidad financiera reforzar sus olvencia y alcanzar un ‘core capital’ del 11 por ciento, uno de los más elevados del sistema financiero español, según el diario Expansión.

El número de suscripciones, según datos facilitados por la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) asciende a 327.803, por un importe superior a 1.700 millones de euros. De hecho la superación del lindar de los 1.500 millones de euros ha provocado la decisión de la entidad financiera de aplicar un prorrateo de un 73,96% para cantidades que sobrepasen el mínimo de 52 obligaciones , con un importe de 5.200 euros.

La caixa ofrece un prorrateo de sus bonos convertibles

Los nuevos accionistas recibirán dicho desembolso a mitad del mes de junio, después de haberse fijado el precio de la conversión en 5,253 euros, basado en el precio medio ponderado de las acciones de Criteria Caixa Corp durante los 10 días burátiles hábiles correspondiente al período de suscripción de las nuevas acciones de la entidad financiera.

Los nuevos accionistas de La Caixa dispondrán de un valor nominal de 100 euros por obligación, que deberán canjearse por acciones de CaixaBank de forma obligada en un plazo de 18 meses para la mitad de las mismas y 30 meses para el resto. Según ha comunicado la propia entidad, dichas obligaciones tendrán una remuneración fija anual del 7%, pagados trimestralmente.

Con dicha estrategia, La Caixa cierra filas de cara a su salida a bolsa el próximo 1 de julio. La decisión de cotizar a través de las acciones de la antigua Criteria ha salvado a la entidad financiera catalana de salir al parqué en un clima azotado por los huracanes y vaivenes del mercado. La posición de salida del banco presidido por Isidre Fainé  colocarían a la nueva entidad en un puesto privilegiado que situaría a la entidad financiera entre los principales bancos europeos.

Según analistas de Bankinter, en estos momentos sólo BBVA y BNP cotizan a un ratio parecido. Sus competidores principales Bankia y Banca Cívica, deben luchar contra el lastre que supone el hecho de carecer de un historial bursátil, y deberán recurrir a suculentos descuentos si quieren mantener posiciones privilegiadas en el parqué.

Foto: Luis García, en Wikimedia Commons

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...