Uber continúa perdiendo ejecutivos de gran importancia

Los problemas de Uber son proporcionales a la velocidad con la que está perdiendo ejecutivos de primera fila.

Los ejecutivos de Uber

No se puede decir que la situación de Uber esté siendo la más positiva del sector empresarial. La compañía afronta un momento duro, no solo por las críticas y problemas sociales que está encontrando en algunas regiones del planeta, sino también porque algunos de sus grandes ejecutivos están abandonando el barco. Una vez han comenzado los problemas, ya sea por decisión propia o por presión externa después de determinados tropiezos, algunos altos cargos que habían aportado mucho a la compañía han comenzado a desaparecer.

Los expertos lo denominan como el éxodo de Uber, un proceso decadente en el cual se pueden perder muchos de los valores (según algunas voces escasos) que han representado al servicio desde sus orígenes. El último en confirmar su marcha es Gautam Gupta, máximo responsable del departamento de finanzas, que ya no trabajará para la compañía a partir del mes de julio. Gupta llegó a Uber desde su puesto en Goldman Sachs y ahora deja un hueco que se intentará cubrir con un buen CFO que, sobre todo, sepa lidiar con compañías públicas. El futuro de Gupta está en una startup que él mismo va a gestionar.

Justo el pasado 30 de mayo abandonó la compañía Anthony Levandowski, que ocupaba el cargo de máximo líder del Advanced Technologies Group y que ha sido sustituido por Eric Meyhofer. En este caso no fue voluntad propia, sino un despido debido a que Levandowski no quiso colaborar en un caso judicial contra Waymo.

En el mes de abril se fue de la empresa Rachel Whetstone, SVP de Global Policy and Communications, que después de renovar la comunicación al completo del negocio se sintió en los últimos meses totalmente dentro de una compañía con la que ya no congeniaba. Ella misma dijo que ya no veía en la Uber actual aquella empresa que la enamoró en el pasado.

Durante marzo se marchó Jeff Jones, contratado en 2016 después de su excelente trayectoria en Target. Ocupó el papel de presidente de ridesharing y comentó que se marchaba porque no creía que sus habilidades de liderazgo encajaran en la filosofía de Uber. En febrero fue el turno de la despedida de Amit Singhal, SVP de ingeniería que tenía mucho que aportar a la empresa. Este experto, que se había retirado después de una trayectoria notable en Google, recibió la petición de dejar la compañía por parte de Uber un mes después de ocupar su puesto debido a una serie de acusaciones legales.

Y la lista sigue con Ed Baker, VP de producto y crecimiento, que abandonó la empresa sin venir a cuento en marzo, y con Brian McClendon, que se marchó en marzo para trabajar en política. Está claro que algo falla en Uber.

Vía: Business Insider

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...