Las empresas de economía colaborativa hacen piña frente al cerco administrativo

Sharing España es una plataforma que da voz al sector de la economía colaborativa para defender la libre competencia y denunciar las trabas administrativas.

consumo

La caza de brujas decretada contra Uber y otras compañías que operan bajo la bandera de la llamada economía colaborativa está teniendo una repercusión muy grande en el mercado por cuanto supone el enfrentamiento entre sectores tradicionales, gremiales incluso, y propuestas innovadoras más propias de este tiempo. Todo ello con el agravante de que los sectores convencionales presionan muy intensamente para evitar que sus competidores tecnológicos se asienten, a pesar de que estos últimos cuentan con el favor de los consumidores como principal aval.

Ante esta situación, no sorprende que algunos de los principales referentes de este sector emergente (que emergerá quieran o no los gremios consolidados) se hayan agrupado en torno a una plataforma, Sharing España, que busca convertirse en un organismo con mayor capacidad beligerante para defender a sus miembros. El proyecto reúne en sus inicios a veintiséis firmas relacionadas con este ámbito de negocio, entre las que se cuentan empresas tan conocidas como Blablacar, Rentalia, Bluemove u Only Apartments. Sorprendentemente, Uber no forma parte, al menos por el momento, de este colectivo.

Según apuntan fuentes de la propia organización, la entrada de Uber habría tenido un impacto negativo sobre la iniciativa debido a las polémicas en que esta compañía en particular se haya envuelta. José Luis Zimmermann, la cara visible de la plataforma, asegura que la persecución contra las empresas de ramo se lleva a cabo de muchas formas y que es de justicia dar visibilidad a tales abusos. A su juicio, los sectores tradicionales cuentan con la connivencia de los poderes políticos y nadie toma en consideración la voluntad de los consumidores.

Zimmermann también tiene duras palabras contra la postura de la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC), a quien considera la institución que debería mostrar más interés en garantizar que se cumplan las reglas del libre mercado. Otro caballo de batalla de la nueva organización es conseguir una regulación menos restrictiva para su actividad y, fundamentalmente, más sencilla. Debido a la naturaleza de los proyectos de economía colaborativa, la complejidad administrativa es un obstáculo.

Vía: Libre Mercado.

Foto: geralt

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...