La británica Dealz se consolida en España vendiendo primeras marcas con grandes descuentos

La cadena británica cuenta con cinco establecimientos en nuestro país y contempla abrir otros tantos en 2015. Carece de marca propia y sus precios no varían.

dealz

Las conocidas popularmente como ‘tiendas de chinos’ se han convertido en un elemento tan reconocible de las ciudades como las farolas o los atascos. Su modelo de negocio es de sobra conocido: productos de muy baja calidad a precios insuperables y con un servicio ininterrumpido en torno a las doce horas diarias. El pasado mes de julio abrió sus puertas el primer establecimiento de Dealz, una cadena británica que ha popularizado el eslogan ‘todo a 1,5 euros’. Los comerciantes chinos han encontrado un duro competidor.

Los consumidores españoles han dispensado una muy buena acogida a este modelo de negocio que, al igual que el de los establecimientos anteriormente comentados, abre sus puertas a las nueve de mañana y no las cierra hasta las doce de la noche. Entretanto, los clientes se encuentran con referencias de primeras marcas a precios bastante insólitos, algo así como unas rebajas permanentes. De hecho, el día de la inauguración de la tienda en la calle Bravo Murillo de Madrid recordaba poderosamente al inicio de las clásicas temporadas de rebajas.

Entre los planes de la compañía destaca su voluntad de abrir más tiendas durante 2015, acelerando los plazos que se había fijado antes de su desembarco. No en vano, el horizonte de Dealz contemplaba abrir diez superficies en dos años, pero en apenas cinco meses ya se han inaugurado cinco tiendas. Torremolinos, Madrid (por partida doble), Alicante y Málaga son las ciudades donde la firma británica ha colocado su bandera. España, que es el primer país donde Dealz está presente además de Reino Unido, está considerada una opción preferente de inversión para la empresa.

El éxito de Dealz subyace en la combinación de varios factores. Por un lado, estas tiendas no ofrecen marcas blancas o desconocidas como sí ocurre en los principales supermercados españoles y en los comercios antiguamente conocidos como ‘todo a cien’. Los británicos comercializan referencias de las grandes marcas pero rebajan su precio gracias al abaratamiento de los costes logísticos. Gran parte de su stock proviene directamente de Inglaterra y no existen ofertas especiales.

Vía: Cotizalia.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...