La aerolínea Lion Air retoma los vuelos y los vuelve a cancelar

Representantes de Lion Air confirman la decepción que han sufrido al ver cómo los pasajeros no cumplían con las medidas de seguridad.

En ocasiones los planes no salen como se espera y las empresas tienen que echarse atrás respecto a las decisiones que han tomado. Es lo que le ha ocurrido a la aerolínea Lion Air, que había retomado los vuelos nacionales en Indonesia con la esperanza de que todo el mundo, pasajeros y tripulación, cumpliera con las normas de seguridad que se han estipulado. Pero semanas después de haber retomado los vuelos la aerolíena se ha visto en la obligación de volver a cancelarlos y detener sus operaciones a la vista de que los pasajeros que han usado su servicio no han cumplido con la normativa para frenar la COVID-19.

Por lo que parece, muchos de los pasajeros se negaron a cumplir con las indicaciones para poder volar e incluso no presentaron la documentación necesaria. Por ello se comenzaron a generar situaciones problemáticas que han generado problemas para Lion Air y sus dos aerolíneas asociadas: Wings Air y Batik Air.

Además de vuelos comunitarios habían comenzado algunas rutas muy específicas de carácter internacional, pero estas también han quedado canceladas hasta nuevo aviso. La compañía no quiere arriesgarse a que estos incidentes terminen aportando una peor imagen a su marca o generando situaciones en las que se produzcan focos de infección del coronavirus.

También han mencionado representantes de la aerolínea que están preocupados por la salud de sus empleados, motivo por el cual no tienen la intención de poner su salud en riesgo. Por ello prefieren cancelar los vuelos de nuevo y seguir en cuarentena hasta que la situación haya mejorado o el público esté dispuesto a cumplir con las normas.

El efecto es similar a lo que ha ocurrido también en otros muchos sectores. No hace mucho aparecía la noticia de cómo una pequeña heladería de barrio había tenido que cerrar de nuevo sus puertas tras reabrir debido a que sus clientes no estaban siguiendo las recomendaciones de seguridad. Posteriormente probaron de nuevo y en ese momento los clientes sí que cumplieron, pero por supuesto, la complejidad de retomar el servicio de una aerolínea no es como gestionar una heladería familiar.

Desde Lion Air han hecho todo lo posible para que la vuelta a la acción fuera un éxito. Han bloqueado los asientos del medio de las filas, no vendiéndolos para que exista espacio entre los viajeros, y también han procedido a cambiar de forma regular los filtros HEPA. Por supuesto, han aumentado de manera notable los niveles de limpieza de los aviones. Pero por desgracia, se han encontrado con que los viajeros no han cumplido las normas.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...