Crece el número de empresas en 2013 pero baja su capitalización

A pesar de aumentar un 7,02%, las sociedades constituidas durante el último año contaron con un capital inicial un 9,82% inferior al de 2012.

Empresas

Poco a poco, los datos de las empresas españolas comienzan a evidenciar una lenta mejoría desde que se tocara fondo entre 2010 y 2012. A pesar de que pasará mucho tiempo hasta que se recupere el volumen de negocio de los años previos al inicio de la Gran Recesión, qué duda cabe de que las previsiones resultan cada vez más optimistas. Una cifra especialmente alentadora la encontramos en el número de sociedades constituidas en 2013, que experimentó un ligero incremento respecto al año anterior.

De este modo, durante el pasado año se crearon 93.756 empresas en España, un aumento del 7,02% en comparación con las constituidas en 2012 de acuerdo con el informe publicado por el Colegio de Registradores de España. En cualquier caso, estas cifras están notablemente lejos de las registradas en 2007, cuando se crearon más de 140.000 empresas. También se han hecho públicos los datos referentes a los autónomos, que prácticamente se mantuvieron en el mismo número con que empezaron el año al repuntar un escaso 0,95%.

Una de las características más significativas de las nuevas sociedades es que han echado a andar con un capital inicial más bajo que en los años anteriores. Para ser exactos, la inversión total habría ascendido a 6.949 millones de euros, un considerable 9,82% menos que en 2012. De hecho, si extraemos la media individualizada, cada empresa habría contado con una capitalización inicial de 7.400 euros (en 2012 la media fue de 8.685 euros por empresa).

Los motivos para esta reducción de la inversión son dispares. Uno de los más importantes es el llamado emprendimiento por necesidad, que ha propiciado que muchas personas desempleadas o con escasa remuneración hayan optado por lanzar negocios de pequeño tamaño amparándose muchas veces en el entorno de Internet. Como contrapartida, el emprendimiento por oportunidad habría cedido terreno debido a los escasos márgenes de negocio que muestran muchos sectores. Lógicamente, la caída de los costes laborales y las dificultades para acceder a créditos son otros argumentos de peso para explicar el menor capital de inicio.

Vía: Emprendedores.es

Foto: Sebastiaan ter Burg

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...