La deuda no es prioritaria para Rajoy

Rajoy resta importancia al endeudamiento del Estado y asegura que comenzará a reducirse a partir de 2016, cuando alcance ya el 100% del PIB.

rajoy

No era necesario. De hecho, ni tan siquiera parecía el contexto más apropiado para ello. Sin embargo, Mariano Rajoy decidió aprovechar la inmejorable tribuna del G-20 para lanzar un mensaje que no se sabe por qué preocupa más, si por su contenido o por la tranquilidad con que lo pronunció. El presidente del Gobierno de España aseguró que la deuda pública seguirá subiendo de forma constante hasta 2016. De este modo, en apenas unos años, el endeudamiento español podría superar el crítico nivel del 100% del PIB.

El presidente del Ejecutivo ha asegurado que se trata de un compromiso adquirido ante el reto de naciones europeas que se encuentran en San Petersburgo con motivo de la cumbre del G-20 (Alemania, Reino Unido, Francia, Italia y las autoridades de la Unión Europea). De acuerdo con la hoja de ruta que maneja el gobierno español, la deuda pública cerrará 2013 en el 91,4% (objetivo por cierto comprometido por el elevado déficit), 2014 en el 96,2% y 2015 en el 99,1%. En 2016 por su parte se espera que se quede a unas décimas del 100%.

De manera sorprendente, el presidente del Gobierno no parece ser consciente de los graves riesgos a los que se expone el país con semejante ratio de endeudamiento. Una deuda tan elevada podría dificultar el acceso a fuentes de financiación privadas, teniendo que recurrir sistemáticamente a la buena voluntad del BCE. Ocurre sin embargo que la Europa más responsable ya ha puesto el grito en el cielo por el elevado endeudamiento al cierre de 2012 de los países periféricos como Italia (127% del PIB) o Portugal (123%). No resulta pues en absoluto descartable un incremento de la presión del Bundesbank para que el BCE cambie de rumbo.

A estas alturas de la crisis, todos deberíamos saber que la deuda es un arma de doble filo que, si bien puede aliviar problemas del presente, compromete seriamente la viabilidad económica en el largo plazo. Las empresas privadas ya han tomado medidas para reducir su deuda. ¿Para cuándo el Estado?

Fuente: elEconomista

Foto: EPP

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...