¿Es acertado realizar previsiones macroeconómicas en base al Índice Báltico Seco?

El índice que mide la evolución de los costes del transporte marítimo se sitúa en mínimos históricos, pudiendo anticipar una reducción del comercio mundial.

predicciones

Para la mayoría de los lectores, el Índice Báltico Seco (BDI, por sus siglas en inglés) será un indicador bastante desconocido. Este índice se encarga de medir el coste medio de transportar mercancías por vía marítima, presentando una cifra en la que se toman en consideración distintas variables. Así, cuando el BDI sube se deduce que se está expandiendo el comercio mundial. Por el contrario, cuando el índice pierde fuerza puede ser sintomático de una contracción económica. En estos momentos, está en mínimos históricos.

De acuerdo con los datos facilitados por la Agencia Bloomberg, el BDI se situó el pasado 19 de enero en los 363 puntos. Para calibrar esta cifra, basta señalar que en agosto de 2015 tocó los 1.222 puntos, cayendo vertiginosamente en muy poco tiempo para marcar 498 puntos en noviembre. Comparando el último dato con el equivalente del año pasado, el BDI despidió enero de 2015 alrededor de los 600 puntos. Ante estos resultados, algunos analistas han sumado el BDI a la larga lista de indicadores que supuestamente anticipan una crisis global.

Ahora bien, ¿hasta qué punto puede colegirse que la actividad económica se va a contraer de manera inminente por el desplome del Índice Báltico? De entrada, hay que tener presente que el coste transporte marítimo está muy condicionado por los precios del petróleo. El histórico hundimiento del precio del barril de crudo explicaría por sí mismo la mayor parte del retroceso del BDI. Dado que muchas de las mercancías que se transportan son materias primas, el abaratamiento de estas también estaría detrás de la reducción del precio de transportarlas.

Es más, aunque exista una evidente correlación entre la evolución del BDI y la marcha de la economía mundial, para poder hablar de una recesión es necesaria una caída más brusca. En la segunda mitad de 2008, el índice en cuestión pasó de los 11.000 a los 700 puntos, una caída del 93% (la caída actual respecto a máximos de 2015 es del 70%). Algunos analistas consideran que el índice está excesivamente condicionado por la demanda china.

Vía: Expansión.

Foto: economía vía Shutterstock

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...