El temor irlandés ante el ‘Brexit’

Dublín prevé un impacto negativo de 20.000 millones de euros en diez años si Reino Unido abandona la UE sin suscribir un acuerdo comercial alternativo.

Ireland High Resolution Economy Concept

La primera ministra británica, Theresa May, ha anunciado recientemente que es la voluntad del Gobierno de Su Majestad llevar a cabo la desconexión completo del Reino Unido de la Unión Europea (UE). Quedan por tanto descartadas posibilidades como una poco probable marcha atrás (la opción de que el Parlamento rechazara el ‘Brexit’ era poco plausible) o una salida entre algodones que mantuviera importantes lazos respecto a Bruselas. De confirmarse lo que ya se conoce como ‘Brexit’ duro, Irlanda tiene fundados motivos para preocuparse.

Al hilo de las declaraciones de May, el Ministerio de Economía irlandés presentó una serie de previsiones muy poco halagüeñas para este país si el vecino Reino Unido abandona la UE dando un portazo. Si no se suscribe ningún acuerdo económico alternativo con Londres, Irlanda se arriesga a asumir un coste de hasta 20.000 millones de euros durante los próximos diez años. Los cálculos, que incluyen una notable caída del PIB del 4% durante esa década, se fundamentan en que el 30% de las exportaciones irlandesas se dirigen a Reino Unido.

En consecuencia, Dublín teme que este volumen se reduzca de manera muy significativa cuando se complete el ‘Brexit’. Las implicaciones no se quedan ahí, puesto que también se espera la pérdida de cerca de 40.000 puestos de trabajo y un repunte de la tasa del paro del 1% solo por este motivo. La reducción de las exportaciones conllevaría un efecto en cadena en otros sectores que se traduciría en una caída general de las ventas en otros mercados extranjeros del 4%. Hasta ahora, Irlanda confiaba en que Reino Unido se mantuviera dentro de la unión aduanera.

May ha descartado por completo esta opción al entender que de ese modo el país no tendría demasiada autonomía para suscribir acuerdos comerciales con otras economías. Así, las exportaciones irlandesas verían incrementados sus aranceles entre un 35% y un 50% en el caso de la carne y un 25% en el de los productos lácteos. Estas cifras nos alertan de lo que puede suceder si prosigue la actual dinámica proteccionista en Occidente.

Vía: Expansión.

Foto: © eabff

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...