El PSOE emula a Podemos con una renta básica

La formación encabezada por Pedro Sánchez plantea una ayuda básica para diez millones de españoles que, a su juicio, están en riesgo de exclusión social.

renta

El debate sobre la renta básica viene de muy lejos y ha enfrentado a escuelas y a economistas muy variadas e, incluso, a autores que abrazan una misma filosofía económica. En el último año, el intento más serio de intensificar este debate ha corrido a cargo de la formación política Podemos y su controvertida renta básica universal. Se trataba de un pago universal e incondicional a todos y cada uno de los españoles, independientemente de su situación socioeconómica o de si lo ha solicitado previamente.

Poco a poco, el partido de Pablo Iglesias fue aparcando esta propuesta a medida que los distintos cálculos que iban publicándose alertaban de la inviabilidad de impulsar tal sistema en España (básicamente, la fiscalidad se dispararía para sostenerlo). Ahora, es el PSOE el que contraataca con un sospechoso ingreso mínimo vital. El partido de Pedro Sánchez se cuida de destacar que lo que presenta es una ayuda especial para personas en riesgo de pobreza, si bien eleva hasta los diez millones de españoles el número posible de beneficiados.

Lógicamente, si se establece que más del 20% de los españoles vive por debajo del umbral de la pobreza, el ingreso en cuestión ha sido flexibilizado artificialmente para llegar a un número de personas más elevado. En cualquier caso, el PSOE sí se ha tomado la molestia de avanzar cuál sería el coste de su propuesta, que supondría 6.000 millones de euros al año. Sobre la cantidad que podría recibir cada español que cumpliera los requisitos, esta rondaría los 650 euros, esto es, el Salario Mínimo Interprofesional.

A juicio de los socialistas, el gran error de la propuesta de Podemos era su incondicionalidad, que propiciaba que tanto los más necesitados como las ricos recibieran el mismo pago. No obstante, debemos decir que esta es más coherente que la del PSOE. ¿Por qué? Esencialmente, porque el cometido de una renta básica es garantizar unos ingresos mínimos a toda la población, en tanto que todos los cotizantes contribuyen a su financiación. Así lo entienden los grandes teóricos de la cuestión.

Vía: El Confidencial.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...