El primer semestre de Delta ha estado por debajo de lo conseguido en 2017

El primer semestre de Delta no ha salido tan bien como se esperaba y las cifras quedan por debajo de las de 2017.

avión de Delta

Delta Airlines es una de las compañías aéreas más importantes del mundo, motivo por el cual año tras año suele conseguir un gran número de beneficios. Aunque en este primer semestre ha seguido obteniendo ganancias, ha llamado la atención que respecto al mismo periodo en 2017, los beneficios totales hayan disminuido en un 10%.

De hecho, el pasado año obtuvo más de 1.700 millones de dólares, mientras que los números que registra ahora solo alcanzan los 1.572 millones. Según aseguran los expertos del sector, esta bajada en las ganancias de Delta se debe principalmente a la subida de los precios del petróleo en los últimos meses, algo que ha podido repercutir negativamente en las arcas de la compañía aérea.

La entidad, cuya sede central se encuentra en Atlanta, Estados Unidos, emitió a través de un comunicado oficial las cifras correspondientes a este primer semestre del año. En concreto, la entidad explicó que ha ganado 2.24 dólares por cada acción en este tiempo, mientras que en 2017 en los mismos meses llegó a obtener 2.39 por ellas.

En cuanto a los ingresos operativos, en esta primera mitad del año Delta ha facturado algo más de 21.700 millones de dólares, un número que se ha incrementado en un 10% si lo comparamos con el obtenido en el ejercicio anterior, donde los ingresos fueron 19.848 millones de dólares. Conociendo estos datos los expertos de Wall Street han analizado las cifras obtenidas por Delta en el segundo semestre. En 2017 la compañía aérea ganó 1.025 millones de dólares, o lo que es lo mismo unos 1.47 dólares por cada acción. En dicho segundo semestre, a pesar de bajar esas acciones, consiguió hacerse con su récord, alcanzando los 11.775 millones de beneficios, algo que supuso casi el 10% más de lo obtenido entre los meses de marzo y junio anteriores de 2017.

El aumento del precio del petróleo ha supuesto un grave problema para Delta. Así, su consejero delegado, Ed Bastian, ha apuntado que espera que la factura del crudo en este 2018 llegue a una cifra 2.000 millones de dólares más elevada. Por este motivo desde la compañía se ha decidido disminuir la estimación que se había hecho en un principio en relación a los beneficios anuales que se podrían obtener por cada acción, estableciendo el rango entre los 5.35 y los 5.70 dólares.

Los expertos esperan ver cómo se desarrolla el sector de las aerolíneas para constatar si los próximos periodos se mantendrá la tendencia o si habrá cambios más positivos, algo que en Delta esperan con interés.

Foto: villa-catch-the-sun

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...